Un participante de la Carrera del Pavo subiendo la calle Real. / MARTA HERRERO
Publicidad

Julio y Lucía Martín, padre e hija, se llevaron la 82 Carrera del Pavo, celebrada en la jornada matinal del día de Navidad. Con esta nueva victoria el progenitor de los Martín suma su séptima victoria consecutiva, empatando a Alfonso Martín Otones y se queda a dos de José Luis Mayo. La tradicional cita de bicicletas de carreras reunió a un total de 119 participantes, una cifra récord, para llenar de colorido el centro de Segovia, en especial la Plaza del Azoguejo con el Acueducto de fondo y la abarrotada Calle Real. Habituales, visitantes y curiosos se acercaron al evento, organizado un año más por el club 53×13, para alentar en esa subida casi imposible que requiere de destreza y técnica y que fue calificada por el ciclista retirado Pedro Delgado como «más dura que el Tour de Francia».

El reconocido segoviano no falló al acontecimiento para felicitar las fiestas y hacer un balance del año del deporte en cuestión tras completar su actuación. «Se fue un gran competidor como es Alberto Contador, pero deja el testigo a Mikel Landa», analizó. La alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, y las concejalas Paloma Maroto y Marian Rueda también estuvieron presentes para entregar los premios, en un podio regado con el champán del triunfo y que completaron los cadetes del 53×13 Hugo Sanz y Marco García, segundo y tercero respectivamente. «Empecé muy rápido, pero fue difícil seguir el ritmo de Julio, ya que él sube muy bien; y al final fue complicado verle», comentó Sanz. García, por su parte, agradeció al apoyo dispensado por sus seguidores: «Sin la ayuda de mi gente de Sotosalbos no hubiera llegado hasta aquí»; y bromeó, con perspectivas de futuro: «Julio lleva ganando muchos años y se va haciendo mayor. Terminaremos ganándole».