Larga fila para acceder a uno de los recintos donde se celebran los eventos de Hay Festival en septiembre. / Kamarero
Publicidad

La ciudad de Segovia esperará a la convocatoria que presumiblemente se producirá en 2021 para presentar formalmente su candidatura como ciudad de la literatura de la UNESCO. La concejala de Cultura en funciones, Marifé Santiago, ha explicado que el Ayuntamiento cuenta con el apoyo de España Creativa, una red de ciudades y territorios creativos creada en Monforte de Lemos (Lugo) hace tres años y de la que la capital segoviana es socia fundadora.

Santiago explica que, gracias al apoyo técnico de esta red, los responsables municipales han considerado que es conveniente esperar y presentar un proyecto “casi a hecho” a la UNESCO y aprovechando la repercusión del programa ‘Constelación Machado’, que se desarrolla este año coincidiendo con el centenario de la llegada de Antonio Machado a la ciudad en 1919 para hacerse cargo de su cátedra de Francés en el entonces único instituto de enseñanzas medias.

Red de afinidad con Nánjing

Por otra parte, la edil, que no repetirá en el nuevo Gobierno municipal que se constituirá el próximo viernes día 5, asegura que el expediente está prácticamente concluido, en base a un trabajo elaborado por Juan Antonio del Barrio, profesor y académico de San Quirce, aunque ahora hay que desarrollarlo en un proyecto completo. Añade, además, que se han dado pasos para “crear una red de afinidad con otras ciudades como la china de Nánjing (o Nankin)”.

Esta última es una metrópoli de más de ocho millones de habitantes, situada cerca del río Yangtsé, y en China es conocida como ‘Capital de la Educación, la Ciencia, la Cultura, el Arte y el Turismo’. Es una de las cuatro capitales antiguas del país asiático, ya que lo fue para diez dinastías o reinos.

Hoy domingo, 30 de junio, concluía el plazo para presentar candidaturas en la convocatoria bianual que la UNESCO realiza para que urbes de todo el mundo se incorporen a su red de Ciudades Creativas.

Entre las ciudades españolas que habían anunciado su intención de presentar candidatura a esta red se encuentran Málaga, Valladolid, Buñol (Valencia) y Orihuela (Alicante), esta última como ciudad de la literatura, al igual que Segovia.

La Concejalía de Cultura comenzó a principios de 2018 a trabajar en este proyecto y para ello mantuvo entonces contactos con colectivos del ámbito cultural, entre ellos editores, festivales como el Hay o el de Narradores Orales, libreros, etc.

Otras ciudades

España cuenta con seis ciudades en la Red de Ciudades Creativas de la UNESCO, que esta organización vinculada a la ONU creó en 2004 para promover la cooperación hacia y entre las ciudades que identifiquen la creatividad como factor estratégico de desarrollo urbano sostenible. Barcelona y Granada son Ciudades de la Literatura, Sevilla es Ciudad de la Música, Burgos y Denia, Ciudades de la Gastronomía y Bilbao Ciudad del Diseño.

El proceso de evaluación de la UNESCO

Desde la UNESCO advierten a las ciudades aspirantes que deben preparar su candidatura lo más temprano posible porque de lo contrario la Secretaría de la UNESCO no podrá ayudar en el proceso.

La decisión final, en la evaluación de ciudades candidatas, pertenece a la Directora General de la UNESCO, después de consultar a especialistas internos de la organización y contar con opinión exterior entregada por ONG, universidades y otros expertos independientes, como también por las ciudades miembros organizadas en los siete ámbitos creativos.

Para proteger la independencia de los evaluadores, bajo ningún concepto se entrega información sobre la identidad de los autores de la evaluación. Además, no se hace pública ninguna información respecto al estado de las evaluaciones antes del anuncio de los resultados.

La presentación de la candidatura se realiza mediante una carta oficial de presentación firmada por el alcalde o alcaldesa de la ciudad candidata, acompañada de otra carta oficial de apoyo a la candidatura de la Comisión Nacional para la UNESCO, en este caso de España; tres fotografías y dos cartas oficiales de apoyo de asociaciones profesionales nacionales activas en el ámbito creativo concreto. Indica, por ejemplo, que para una candidatura en el ámbito de la literatura, cartas de apoyo de la asociación nacional de escritores y del sindicato de editores darán por satisfecha esta exigencia.