Schumacher, en estado crítico tras sufrir un grave accidente de esquí

El siete veces campeón del mundo chocó contra una roca y sufre un traumatismo craneal.

0

El expiloto alemán Michael Schumacher, siete veces campeón del mundo de Fórmula Uno, sufrió ayer un grave accidente mientras esquiaba fuera de pista en los Alpes franceses. Al cierre de esta edición, las últimas informaciones, ofrecidas por la televisión gala BFMTV, apuntaban que la vida del ‘Káisser’ corre peligro debido a una hemorragia cerebral ocasionada por el fuerte golpe en la cabeza sufrido en el percance.

Aunque, en un principio, la estación de esquí de Meribel, donde se produjo el accidente, señaló que el germano estaba estable, pese a haber sufrido graves lesiones en la cabeza y un trauma craneal, el diario Le Dauphiné Libéré aseguró horas después que el estado de salud del siete veces campeón mundial había empeorado mucho a lo largo de la tarde.

A las 11,07 de la mañana, el alemán sufrió una caída cuando esquiaba, junto a uno de sus hijos, entre dos pistas señalizadas en Meribel, estación de esquí en los Alpes de la región de Saboya y que tiene un total de 600 kilómetros de pistas. ‘Schumi’, que llevaba casco, habría chocado de cabeza contra una roca tras la caída.

Tras el percance, el director de turismo de la estación, Christophe Gernignon-Lecomte, apuntó que «no había motivos para preocuparse», puesto que Schumacher estaba «consciente».

«La policía está realizando una investigación para aclarar el origen del accidente», añadió Gernignon-Lecomte, que aseguró desconocer si el alemán se cayó dentro o fuera de pista.

Posteriormente, el director de la clínica de Grenoble donde fue internado el expiloto, Jean-Marc Grenier, remarcó que Schumacher tenía daños en la cabeza. Una información que fue confirmada por su mánager, Sabine Kehm, quien, sin embargo, no quiso dar detalles sobre el estado de salud del excorredor de Fórmula Uno. «Pedimos comprensión: no podemos dar informar continuamente», señaló.

Cerca de seis horas después del percance, el reputado doctor Gérard Saillant entró en el hospital de Grenoble entre grandes medidas de seguridad. El galeno, fundador y presidente de un instituto neurológico, operó a Schumacher después de su accidente en Silverstone durante la temporada 1999. El piloto alemán se rompió entonces la tibia y el peroné.

El de ayer no es el primer accidente que sufre el ‘Káisser’ en su tiempo libre. Después de su primera retirada, el siete veces campeón sufrió una grave caída en la localidad murciana de Cartagena cuando pilotaba una moto. El alemán se dañó, entonces, una costilla y sufrió una fractura en la base del cráneo y en la columna cervical.