¡En guardia!

    La mexicana Tania Arrayales se impone en la prueba de la Copa del Mundo junior de Segovia

    5

    La ciudad de Segovia volvió a convertirse en la capital del esgrima mundial por un día. La localidad acogió durante el día de ayer la celebración del Campeonato del Mundo Junior en la modalidad de sable.

    Tras el control de armas y mientras la organización remataba los últimos preparativos llegó la hora de comenzar el torneo y en torno a las nueve de la mañana arrancó el cruce de sables entre las competidoras.

    Italia, una de las mayores potencias en lo que a la esgrima se refiere fue el país extranjero que más participantes aportó a la competición, con un total de doce tiradoras presentes. También cabe destacar la representación nipona, ya que Japón presentó ocho participantes. “Japón tiene un proyecto a largo plazo, a cuatro años, para los Juegos de Tokio y está apostando mucho por sus jóvenes, para formarles a nivel internacional” señala el presidente del Club de Esgrima de Segovia, Rafael López, a su vez uno de los organizadores del evento. En el caso de España, la representación fue de catorce tiradoras.

    El parquet del Pedro Delgado, fue el escenario donde se instalaron las doce pistas en las que se realizaron los enfrentamientos, y diez árbitros fueron los encargados de definir los resultados de cada duelo. “Los países que vienen tienen que poner según los tiradores que traen un número de árbitros. Por ejemplo, Italia tiene que presentar dos árbitros, Japón tiene que presentar también un árbitro y ha de haber representación internacional que se una a los árbitros españoles. España tiene un nivel de arbitraje muy muy bueno” afirma López.

    La función del árbitro en este tipo de prueba es esencial, ya que el sable es un arma de convección, esto quiere decir que el que avanza hacia el contrario, en caso de que el tocado se produzca de manera simultánea entre los oponentes, lo gana el que avanza y no el que recula, por tanto el árbitro será el que tenga la última palabra para definir el ganador del tocado.

    La mejor representación española llegó con la actuación de la joven María Ventura, que logró meterse entre las últimas ocho tiradoras, cayendo finalmente contra la italiana Chiara Crovari por un resultado de 6-15.

    Una vez finalizaron los cuartos de final, la competición sufrió un parón y un cambio de instalación. Las cuatro aspirantes al título se trasladaron hasta la Academia de Artillería, donde comenzarían los enfrentamientos en torno a las 18.30 horas.

    El primero de los cruces lo disputaron dos esgrimistas italianas; Lucia Lucarini y Michela Battiston, con resultado favorable para la segunda(15-6), mientras que la otra semifinal la disputaron la mexicana Tania Arrayales y la italiana Crovari, verdugo de María Ventura. Arrayales consiguió una victoria holgada(15-5), para desestabilizar la hegemonía italiana, que llegaba con tres representantes, cuando tan solo quedaban cuatro.

    La final entre Arrayales y Battiston fue muy disputada y la igualdad se mostró en el marcador hasta el final, ya que llegaron a empatar a catorce tantos, pero la americana consiguió el último tocado para alzarse campeona en un pabellón abarrotado por trescientas personas.

    “La jornada ha sido excelente. Desde las nueve de la mañana que hemos comenzado se ha mostrado un nivel competitivo altísimo y ha habido una gran asistencia de público para lo que es la esgrima en el pabellón y todos los deportistas y acompañantes han estado encantados con la organización. Después, en las semifinales en la Academia de Artillería ha sido sorprendente por la gran asistencia de público que ha habido y el nivel deportivo durante todo el evento ha sido enorme. Nos ha sorprendido la cantidad de medios que han cubierto la noticia y también orgullosos de los niños de nuestra escuela que han acompañado a las finalistas, abanderando a los países de las diferentes nacionalidades de las tiradoras” aseguró Rafael López, una vez finalizado el torneo.