Rodrigo salva a España de la derrota en el descuento

La Selección vuelve a acusar su falta de puntería pero consigue el pase a la Eurocopa 2020

26
El delantero valencianista celebra su gol en el descuento durante el partido entre España y Suecia. / Europa press
Publicidad

Un gol de Rodrigo Moreno en el tiempo añadido rescató un empate valiosísimo en Estocolmo que da la clasificación a la Eurocopa a una España de dos caras: notable en la primera parte y ofuscada en la segunda tras adelantarse Suecia.

Parecía abocada España a que se acrecentaran las dudas surgidas en Oslo y sumar su primera derrota en la fase, aplazando el billete a la ronda final, cuando el delantero del Valencia apareció para poner la bota tras un disparo raso de Fabián con el partido agonizando.

Robert Moreno había hecho autocrítica en la víspera sobre el partido en Noruega, descontento porque su equipo había perdido por momentos el control y careció de profundidad. Y respondió con seis cambios. El obligado de Ramos por tarjetas, De Gea en la portería y el debut de Gerard Moreno arriba fueron las novedades más destacadas.

España salió mandona y completó unos primeros 25 minutos muy buenos. Sobre el papel, un 4-3-3, pero Ceballos no pisó nunca la banda y se movió con libertad por todo el centro de campo, creando superioridad por el medio y descolocando al equipo sueco.

Con Rodri como faro en la salida, España tocaba y tocaba, pero con mucha movilidad. Así fueron llegando las ocasiones, mientras se iba agrandando la figura de Olsen. Desvió un misil de Fabián, salvó un remate a bocajarro del medio centro del City en un córner y lo mismo hizo con un cabezazo de Gerard Moreno a centro de Carvajal.

Pero la oportunidad más clara la tuvo Thiago, que recogió un rebote a un tiro suyo en el área pequeña, pero no supo definir solo aunque algo esquinado. Olsen estuvo más listo para sacar la mano y convertir lo que parecía el 0-1 en saque de puerta.

Suecia, que en la primera parte solo tuvo el 29 % de posesión, tardó casi veinte minutos en llegar al área española y algo más en tirar a portería, con un disparo lejano de Lustig que detuvo De Gea.

Poco a poco los suecos se fueron librando del susto y empezaron a acercarse con peligro, aprovechando errores en la salida del balón de España.

De Gea se llevó la mano a una pierna en un despeje, lo que hizo que Kepa saliese a calentar. Pero se reivindicó minutos después con una gran mano a cabezazo de Quaison.

Nueva situación

El partido ya era otro, mucho más igualado, aunque Fabián todavía tuvo otra buena ocasión antes del descanso. Su tiro lo mandó a córner Lindelöf lanzándose al suelo.

Berg, muy cuestionado en Suecia por una racha aciaga de más de un año sin marcar, apareció al inicio del segundo tiempo para helar a España con un cabezazo casi sobre la línea de gol. De Gea había salvado antes el primer remate suyo y el posterior de Forsberg, pero ya no pudo hacer nada en el tercero.

Al portero español aún le dio tiempo a parar un tiro de Forsberg en otra contra sueca antes de tirarse al suelo y pedir el cambio por el problema muscular.

España seguía teniendo mucho la pelota, pero la reacción no llegaba. Movió el banquillo Robert Moreno colocando a Rodrigo por Thiago, no demasiado brillante, y pasó a jugar con un 4-2-3-1, con Oyarzábal y el jugador del Valencia por las bandas y Ceballos por detrás de Gerard Moreno, que casi empata en un cabezazo.

Quiso abrir más el campo con Navas, pero Suecia, muy junta y ordenada, resistía los ataques españoles sin demasiados agobios. Hasta que apareció Rodrigo para salvar un empate que vale una fase final pero no rompe la racha negativa de España en este país escandinavo, donde no ha ganado en cinco visitas.

Suecia, que se veía en una situación inmejorable, se jugará el segundo puesto en Bucarest, aunque pudo ser peor. El tanto de Noruega en el tiempo añadido frente a Rumanía permite a los suecos llegar por delante del equipo de Hagi en la tabla.