Publicidad

Rafael López el administrador único de la multinacional Teknei que desde hace dos días se ha convertido en una de las noticias de la ciudad tras el interés que ha mostrado en invertir en la Gimnástica Segoviana, para lo que el club debería convertirse en Sociedad Anónima Deportiva, un hecho que tiene dividida a la afición. López reitera que, en el caso de que se produjera esta conversión, “nosotros vendríamos a sumar”, y se apoya en la experiencia del grupo gestor que entraría en la Segoviana para conseguir llevarla hasta el fútbol profesional.

– ¿Por qué Segovia? ¿Qué es lo que han visto en la Gimnástica Segoviana que les impulsa a querer invertir en el club?
– Nosotros llevamos años buscando equipos en España para realizar este proceso, valorando sus pros y sus contras. Queríamos un equipo que fuera capital de provincia, y Segovia no solo cumple ese requisito, sino que es algo más extenso que eso. Queríamos un equipo con historia, con sus colores, con su afición y con su pasión, y eso la Gimnástica lo tiene de sobra. Y también debo destacar la gran sintonía que hemos tenido desde el primer momento con la Junta Directiva actual, con Agustín y con su equipo. Desde el primer momento hemos hablado el mismo idioma, con los mismos objetivos, y viendo qué cosas se pueden hacer, y qué cosas no se pueden hacer. Además, Segovia como ciudad tiene mucho encanto y mucho potencial de marca.

– ¿Y qué cosas se pueden hacer?
– Nuestro proyecto se basa en tres pilares. El primero es el de encontrar un equipo con arraigo, con objetivos y con ganas de hacer cosas.

El segundo pasa por la tecnología. Nosotros somos un grupo tecnológico, y consideramos que el mundo del fútbol está muy poco tecnificado. Tenemos ejemplos como el del fútbol americano, o la NBA, donde hay una tecnificación brutal, mientras que en el fútbol hay muy poca tecnificación, aunque poco a poco se vaya entrando en este mundo, con softwares que controlan el esfuerzo de cada jugador, adecuando el entrenamiento a cada uno de una forma particular, la alimentación según el tipo de perfil… queremos, por supuesto, aplicar ese software, y también aportar soluciones de inteligencia artificial.

Además, pretendemos montar una solución para que, dependiendo de las tácticas que se empleen durante un partido, se puedan tomar decisiones de cambio de sistemas dependiendo de cómo te esté jugando el equipo contrario. Esto ya existe en el fútbol americano, y creo que nosotros podemos aportar eso como grupo tecnológico.

Hay un tercer pilar, que es el grupo deportivo que queremos montar en el caso de que los socios de la Segoviana apuesten por la conversión en Sociedad Anónima Deportiva, con personas que ya han liderado este proceso en otros clubes con éxito, llevándolos desde las categorías inferiores hasta la Segunda, o la Primera División.

Por lo tanto hablamos de inversión en tecnología, inversión en el equipo que ayude a conseguir los éxitos deportivos, y en jugadores mejorando la calidad de la plantilla.

– ¿Cuáles son las líneas rojas que Teknei no iba a sobrepasar en ningún caso si la Segoviana se convirtiera en SAD?
– Lo que no vamos a tocar en ningún caso son las señas de identidad de la Segoviana, porque para nosotros eso es algo fundamental y representan uno de los grandes activos del club. No tomaremos decisiones sin contar con Agustín y su equipo, ni vamos a cambiar los colores, ni por supuesto a llevar al equipo lejos de Segovia. Esa es una línea roja clara, y nosotros queremos mantener la esencia de la Gimnástica Segoviana, e incrementarla si se puede. Venimos a sumar al proyecto si están de acuerdo los socios, para conseguir metas deportivas mayores, preservando lo que a día de hoy es la Segoviana.

Es más, para nosotros esa esencia es un valor añadido, y hemos descartado la idea de entrar en equipos de Segunda B precisamente porque no notábamos que tuvieran ni esa esencia, ni esa historia, ni ese amor por el club.

– ¿Puede avanzar algún nombre dentro de ese equipo deportivo?
Vamos a contar para el proyecto con Álex Aranzábal, que fue el protagonista del ascenso del Eibar a Primera División. Creemos que su experiencia le avala, pero no está solamente él, sino que tendrá un equipo de colaboradores. Es precisamente el del Eibar el espejo en el que queremos mirarnos, entendiendo también que hay otros ejemplos, como el del Leganés, de clubes que hace poco tiempo eran clubes deportivos, y han logrado el éxito.

– ¿Han trabajado ya con otros clubes?
– Hemos estudiado la posibilidad de entrar, pero no lo hemos hecho en ninguno. La Segoviana sería el primer club en el que realizaríamos nuestra inversión en el mundo deportivo y no entraremos en otro a corto plazo.

“Todos se fijan en los casos en los que la SAD ha salido mal, que los hay, pero pocos lo hacen en los que ha salido bien, y son más”

– ¿Qué hay que hacer para que la Segoviana no se convierta en un nuevo Reus?
– Contamos con la experiencia positiva de las personas que queremos que trabajen en el equipo. Es cierto que cuando hay este tipo de transformaciones, todos se fijan en los casos en los que ha salido mal, que los hay, pero pocos lo hacen en los que ha salido bien, que afortunadamente son más. Si nos fijamos en esos casos de éxito, contar con personas que han sido partícipes del mismo no te va a llevar al éxito con un cien por cien de seguridad, pero sí te aporta una cierta confianza en que se van a hacer las cosas bien.

– ¿El proyecto deportivo sería para cinco temporadas?
– Lo que tenemos es un plan de proyecto, y nosotros hemos planteado uno a cinco años. Pero eso no significa que si en esos cinco años no se consigan los objetivos, nosotros nos retiremos, porque no pensamos hacerlo. Queremos que nuestra vinculación con la Segoviana sea por mucho tiempo.

– ¿Hablamos de dinero?
– Entendemos que los socios deben recibir la información de primera mano, números incluidos, y queremos ofrecerla en la asamblea del día 4 de octubre.

– ¿Qué le podría decir al socio de la Segoviana reacio a la conversión para que pudiera cambiar de opinión?
– Que si ahora mismo hay 138 equipos que son SAD es porque han visto que la mejor forma de llegar a los éxitos deportivos es realizando esta transformación. Luchar en un deporte que cada vez tiene más repercusión es más difícil si no se logra profesionalizarlo. El modelo del club deportivo es más romántico, pero con las limitaciones que tiene, porque el mundo de hoy es capitalista, nos guste o no, y el dinero es muy importante. Si el socio quiere ver a la Gimnástica Segoviana en Segunda División, nosotros consideramos que como una Sociedad Anónima Deportiva es más factible conseguirlo que siendo un club deportivo. Y que crea en nosotros, aunque entiendo que es complicado confiar en alguien a quien no conoces. Espero que eso pueda cambiar el día 4.