Tras unas semanas de parón en la competición, el Seghos Escuela de recibía en Espirdo al ETM Torrelavega dentro de la segunda jornada en el grupo I de la Primera División. Míkel Izkue, Daniel Sanz y Fernando García se enfrentaban a la tripleta cántabra formada por José Luis Álvarez, Guillermo Fernández y Nico Quevedo.
No comenzaron bien las cosas para los segovianos, porque en el primer encuentro un Daniel muy parado y sin ideas en su juego cayó ante el joven Nico Quevedo por un claro 0-3.
Fernando García también comenzó atascado frente a Guillermo Fernández, pero supo sobreponerse y anotarse un sufrido segundo set que le dio confianza para anotarse los dos siguientes e igualar el encuentro tras vencer por 3-1.
Míkel tampoco arrancó bien su primer partido, cediendo la primera manga e igualando en la segunda. Pero en el tercero se le escapó un set que parecía tenía controlado, y aunque volvió a igualar en el cuarto, su rival estuvo muy acertado en el quinto, volviendo a poner por delante a los de Torrelavega tras su victoria por 2-3.
Ya en la segunda ronda de individuales, Daniel consiguió de nuevo igualar el encuentro derrotansdo a su oponente por un claro 3-0, ahora con más movilidad y buenos bloqueos. Ese resultado lo repitió Míkel ante Nico en el siguiente partido, poniendo por primera vez a los de Espirdo por delante en el marcador general.

UN DOBLES INÉDITO

Había dos oportunidades para sellar la victoria, pero Fernando no pudo aprovechar la primera ante José Luis Álvarez. El cántabro se impuso por 0-3 y forzó de esta manera el partido de dobles, en la que por vez primera competían haciendo pareja Míkel Izkue y Dani Sanz. Afortunadamente la pareja del Seghos se compenetró a la perfección, anotándose el dobles por 3-0 ante la dupla José Luis-Nico, y de esa manera hacerse con la victoria en el cómputo global del partido.
Fue un encuentro ciertamente atípico que aunque se tuvo que decidir en el dobles no tuvo la emoción habitual que existe en la mayoría de los partidos, puesto que siempre había un jugador dominante. Lo importante es que los dos puntos se quedaron en Segovia, y para el próximo sábado el Seghos se desplazará a tierras leonesas para enfrentarse al C.D. Coyanza.