El capitán del Viveros Herol Nava, Carlos Villagrán, se dispone a lanzar frente a la defensa del BM Logroño, en el último partido en casa. / A. MARUGÁN
Publicidad

Tercera salida para el Viveros Herol Nava. Tras los dos desplazamientos a tierras gallegas, uno de la competición liguera y el otro de la Copa del Rey, la plantilla de Daniel Gordo se prepara para poner rumbo a Cuenca. Será mañana, sábado, cuando el plantel navero se enfrente al equipo conquense, uno de los más firmes y sólidos de la Asobal. Los segovianos, que se encuentra en la sexta posición después de sumar cuatro empates y una victoria, se miden al tercer clasificado, que lleva cinco triunfos en seis partidos.

Dos equipos que han empezado en buena forma, aunque sus objetivos son distintos. El cuadro de Nava de la Asunción busca seguir puntuando con vistas a acercarse a su meta de la permanencia cuantos antes, mientras que los manchegos quieren mantenerse arriba de la tabla. Los hombres de Gordo llegan a este choque tras caer en el torneo copero contra el Atlético Novás, una derrota que espera que no influya en la dinámica liguera.

Entre los componentes más destacados del Cuenca se encuentra Leonardo Dutra, que ya acumula 27 goles, los mismos que el máximo artillero del conjunto navero, Agustín Casado. Como destaca el departamento de prensa del Nava en su habitual análisis del rival, el lateral izquierdo del contrincante de este fin de semana está definido además por otro brasileño, Thiago Alves, que también destaca por su físico.

Otro de los goleadores del plantel de Lidio Jiménez es Sergio López, que lleva las mismas dianas que Dutra. Kristijan Eskericic y Balint Fekete llevan el protagonismo en el lado derecho, mientras que las posiciones de central las comparten el italiano Pablo Marrochi y el internacional junior con España Natan Suárez, uno de los jugadores que marcan diferencias en el equipo manchego.