La Gimnástica Segoviana abrirá la vigesimoquinta jornada de Liga en el grupo V de la Segunda RFEF midiéndose al Alcorcón B en el campo de Santo Domingo, en un encuentro que puede marcar un definitivo antes y después del conjunto azulgrana en la temporada, porque una victoria dejaría a los de Ramsés Gil con la permanencia sólo pendiente de que las matemáticas dieran su brazo a torcer.
El encuentro llega en el mejor momento anímico de los gimnásticos que suman seis jornadas sin perder con pleno de victorias en los últimos tres encuentros, pero con problemas en lo físico ya que el cuerpo técnico no podrá contar con cinco de sus futbolistas, Hugo Díaz, Acuña, Dani Arribas, David López y Rubén. El primero pasó por el quirófano con éxito “y ahora hay que esperar que no haya problemas y pueda empezar a hacer bien la rehabilitación”, mientras que el segundo y tercero siguen recuperándose de sus molestias musculares, y tanto López como Rubén pasarán por su pertinente partido de sanción por acumulación de tarjetas.

DE FRUTOS, DUDA

El problema puede ser mayor si la precaución obliga a dejar en el banquillo a Óscar de Frutos “que sigue teniendo la nariz rota, aunque la máscara minimiza el riesgo de que vaya a más”. El problema con sus dientes persiste, y aunque ha pasado una semana sin golpes y las piezas han podido asentarse, habrá que valorar si se puede correr el riesgo.
De esta manera, Javi Marcos se queda como el único central ‘sano' en el equipo azulgrana, que se medirá a un oponente que en palabras de Ramsés “porque por su forma de jugar merecería tener más puntos de los que tiene. Cuenta con una plantilla muy joven, y es una pena que equipos que juegan así estén tan abajo, pero la competición es así”. Y es que el entrenador de la Segoviana no se fía en absoluto de un rival “que en el partido de ida nos dio un baño en la primera parte, aunque nosotros fuéramos más contundentes en las áreas y termináramos ganando”. Así que, fiel a la filosofía de que no hay enemigo pequeño, el cuerpo técnico gimnástico ha aleccionado a los jugadores para que se tomen el partido “como si fuera una final de Champions. Si no nos lo tomamos así, lo vamos a pasar muy mal”.
Teniendo en cuenta que el Melilla y el Atlético B se enfrentan en esta jornada, un buen resultado en Alcorcón acercaría a la Segoviana al dúo de cabeza. Pero Ramsés lo deja clarísimo de nuevo: “Yo me estoy fijando con quién juega el Socuéllamos y el Don Benito, que son nuestros rivales directos. Con 44 puntos es posible que sea suficiente para mantenerse, pero no queremos echar más cuentas y sí seguir sumando todos los puntos posibles”. Blanco y en botella.

PRESUPUESTO EQUILIBRADO

La Junta Directiva de la Gimnástica Segoviana va adquiriendo experiencia en lo que a la confección de presupuestos se refiere, y el de la temporada 22/23 va camino de ser el más equilibrado de todos los que ha realizado desde que Agustín Cuenca preside la entidad. Tanto es así que a pesar de la contratación de Plomer en el mercado de invierno, que vino compensada en el apartado económico por la baja de Adrián, más algunos gastos imprevistos como los desplazamientos a Cerdanyola y Estepona, la Segoviana mantiene el equilibrio en el presupuesto “y salvo que nos llegue un gasto muy imprevisto, así será como acabemos la temporada”, señala el presidente Agustín Cuenca.