Juancho y Willy Hernangómez, con la copa del mundo lograda en China. / @willyhg94
Publicidad

El Mundial de baloncesto de China que consiguió la Selección Española el pasado domingo es sin duda uno de los éxitos deportivos del año. Entre los integrantes del triunfo nacional estuvieron los hermanos Hernangómez, que juegan en la NBA y que además hunden sus raíces en la campiña segoviana. Juan Alberto ‘Juancho’ (Madrid, 1995) y Guillermo Gustavo ‘Willy’ (Madrid, 1995) son hijos de los también jugadores Margarita Ivonne Geuer, campeona de Europa con España en el Eurobasket de 1993, y Guillermo Hernangómez, formado en el Real Madrid y excomponente del Estudiantes entre otros. Precisamente los padres de este -abuelos de los actuales campeones del mundo- son los que enlazan su vínculo con la provincia, más concretamente en Melque de Cercos.

En esta pequeña localidad, que no supera el centenar de censados pero en la que el apellido Hernangómez es una de sus banderas, se ha vivido con especial interés el desarrollo de la competición pekinesa. Desde el debut contra Túnez a la final frente a Argentina. Así lo explica el alcalde, Jesús Tejedor: “Los vecinos siempre han estado muy pendientes de su evolución como jugadores y ahora con el Mundial mucho más. Siempre les han seguido y están muy atentos a sus partidos de la NBA”; y subraya: “La verdad que es un orgullo para el pueblo”.

Cuando eran más pequeños se les recuerda en verano entre las calles del municipio. Años después y con la exigencia del deporte de élite, su estancia en Melque es menor, aunque no por ello menos intensa. “Willy estuvo antes del Mundial”, reconoce Tejedor. El triunfo de los Hernangómez es el de un pueblo, que reconoce sus méritos y, que si la agenda se lo permite, no descarta hacerles un homenaje.