Publicidad

La aprobación del protocolo de treinta páginas que regula las medidas sanitarias para el comienzo deporte no profesional, que en España es prácticamente todo exceptuando el fútbol en su Primera y Segunda División y el baloncesto en la Liga ACB, permite a las federaciones tener una base sobre la que apoyarse en su vuelta a una normalidad, con reglas tanto para entrenamientos, como para competiciones; así como los requisitos que deben cumplir las instalaciones, los desplazamientos y alojamientos de deportistas y el resto de personas relacionadas.

Ahora serán las federaciones las que podrán establecer sus propios protocolos, o reforzar los que ya tenían, y en el apartado del fútbol la mayoría de los clubes ya comienzan a planificar el trabajo de pretemporada de cara a unas competiciones oficiales que podrían comenzar a partir de mediados de octubre, puesto que se exige en el protocolo que tiene que pasar al menos un mes desde la publicación del mismo al inicio de las diferentes ligas.

Más allá de la problemática acerca de las pruebas de detección del Covid-19, porque ninguno de los firmantes del protocolo querían asumir el coste de las mismas, y al final se ha dejado en manos de las autoridades sanitarias la obligatoriedad o la recomendación de realizarlas para poder avanzar en el documento, una de las pocas certezas que se puede señalar en el deporte no profesional es que podrá practicarse con público.

LA MITAD, COMO MUCHO

Así lo establece el protocolo, en el que señala que “en el caso de los entrenamientos, competiciones u otros eventos deportivos que se celebren en instalaciones deportivas, estas podrán desarrollarse con público. En el caso de que cuenten con butacas preasignadas, podrá asistir público siempre que no se supere el cincuenta por ciento del aforo permitido”.

El protocolo señala que ese límite del cincuenta por ciento “debe cumplirse de manera homogénea para todo el recinto o espacio, sin que pueda sobrepasarse en ninguna zona o sala”.

En el caso de que las instalaciones no cuenten con butacas preasignadas, podrá asistir público “siempre que éste permanezca sentado y que no se supere el cincuenta por ciento del aforo permitido”.

Además, en la medida de lo posible “la colocación del público deberá ser al tresbolillo”, de modo que de modo que cada persona en una fila quede frente a un hueco (entre dos personas) de la fila siguiente. Además deberán establecerse las medidas necesarias para mantener la distancia de seguridad interpersonal durante la actividad.

IMPRESCINDIBLE SENTADOS

De esta manera, el pabellón Pedro Delgado podrá acoger a medio millar de espectadores en los espectáculos deportivos, mientras que el campo de La Albuera podrá recibir a alrededor de 1.000 en los partidos tanto de la Segoviana como del Unami, puesto que su aforo es de cerca de 2.000 personas sentadas. En el caso del campo de El Hospital, también podrá albergar espectadores (aunque no demasiados puesto que el cálculo se hace en función de los asientos) en los encuentros que disputará el CD La Granja, algo que ya está sucediendo en el pabellón municipal de Nava de la Asunción, que recibe a 200 aficionados para los partidos que disputa del Viveros Herol Nava.

LAS MODALIDADES INDIVIDUALES, SIN PROBLEMAS

Mientras que los deportes colectivos terminaron de atravesar su particular travesía del desierto hasta que ese principio de acuerdo se traduzca en un protocolo que pueda ser asumido por las comunidades autónomas, los deportes individuales como el atletismo desarrollan su actividad sin mayores problemas, mientras que en otros deportes las actividades se retoman después del parón veraniego.

Es el caso de la esgrima, que a principios de mes comenzó los entrenamientos de la campaña 20/21 en el Solárium del pabellón Pedro Delgado y que aún tiene abierto el plazo de inscripciones para su escuela. Desde finales del mes de junio el club Esgrima Segoviana tiene establecido su propio protocolo para que los practicantes de esta modalidad deportiva puedan desarrollar la actividad sin mayores complicaciones y cumpliendo con las medidas de seguridad. Los interesados en comenzar a practicar la esgrima podrán dirigirse a la dirección de correo info@esgrimasegovia.com para recabar más información.