dep1_1-balonmano-nava
Filip Martins lanza desde los seis metros sobre la portería del Covadonga en el último partido del Nava. / AMADOR MARUGÁN
Publicidad

Diez puntos restan por disputarse antes de que la competición en la División de Honor Plata baje el telón, y salvando el descenso del Ikasa Madrid a Primera Estatal, aún está todo por decidir en una categoría en la que la igualdad ha sido máxima a lo largo de todas las jornadas. Tanto es así que ni siquiera el Palma del Río, décimo clasificado, puede relajarse porque tan sólo se encuentra a tres puntos del descenso.

En esta tesitura, el Viveros Herol Nava camina con una relativa calma en la tercera posición, lo suficientemente lejos del Alcobendas, líder de la liga, como para abandonar (de momento) cualquier intención de acabar la temporada regular en el puesto de ascenso directo, pero también con la ventaja suficiente con respecto a la sexta plaza como para comenzar a pensar en una fase de ascenso que tendrá derecho a organizar el segundo de la clasificación, que en este momento es el Conservas Alsur Los Dólmenes.

UN RIVAL CON LAS IDEAS CLARAS

Hasta el frontón de Nava llegará en la jornada de hoy el Amenábar Zarautz, conjunto que temporada tras temporada se maneja con una increíble solvencia en las posiciones cercanas al descenso, de las que sale en el momento oportuno. El equipo que entrena Iosu Balenciaga es una roca a la que es muy complicado romper a lo largo de los partidos, aunque baje algo su rendimiento lejos de casa, donde sólo ha logrado dos victorias, porque resulta difícil que se vaya de los partidos, siempre compitiendo con un balonmano que se mueve a las órdenes de su central Míkel Iraeta, uno de los más habilidosos de la categoría, que sabe forzar las acciones por el centro, para encontrar al compañero mejor situado, que suele ser el pivote Eneko Goenaga, al que tanto Álvaro como Andrés y Toma Brakocevic no pueden perder de vista.

Porque el Viveros Herol Nava quiere seguir siendo fiel a lo que le ha llevado hasta la tercera posición de la tabla, una defensa de las mejores de la categoría, que obliga a los rivales a un desgaste físico intentando el contragol antes de que el 6:0 navero imponga sus centímetros.

Aún sin Tello, y con Oleg entrenando a menor ritmo que sus compañeros, Dani Gordo sí podrá contar con Isma Juárez, aunque al extremo aún le costará un poco recuperar la forma física de la que hacía gala antes de la lesión. Pero todo lo que sea sumar para que el reparto de minutos sea mayor será vital a unas alturas de la temporada en la que la gestión de los esfuerzos cobra una gran importancia. Pero también es importante ganar, para el Viveros Herol con el fin de cerrar cuanto antes la clasificación para el play off. Para el Amenábar Zarautz, porque un triunfo en Nava significará salir de las plazas de descenso, aunque sea de manera provisional, que aún queda mucha liga.

JORNADA 26:

Lanzarote – Dólmenes
Hoy, a las 19.30 horas.
Pabellón Titerroy.

Torrelavega – Barça B
Hoy, a las 18.30 horas.
Pabellón Vicente Trueba.

Palma Río – Alarcos
Hoy, a las 18.00 horas.
Pabellón El Pandero.

Alcobendas – Bordils
Hoy, a las 17.00 horas.
Pabellón de los Sueños.

Villa Aranda – Cisne
Hoy, a las 19.00 horas.
Pabellón Príncipe de Asturias.

Ikasa Madrid – Sinfín
Hoy, a las 20.15 horas.
Ciudad Deportiva Francisco Fernández Ochoa.

Covadonga – Agustinos
Hoy, a las 19.00 horas.
Pabellón Braulio García.

V. Herol – Amenábar
Hoy, a las 18.30 horas.
Frontón Municipal de Nava.
Árbitros: Núñez Camacho y Rodríguez Pacheco.