Dos victorias en los tres primeros encuentros de liga han liberado de la presión al Viveros Herol Nava, que disputará en el pabellón de La Albericia el encuentro de la cuarta jornada del curso frente a un Sinfín que aún no ha puntuado, y ha calificado de “crucial” el encuentro frente al conjunto segoviano.

Con la plantilla “al setenta por ciento en su adaptación” señaló Zupo Equisoain, y la baja de Paco Bernabéu, el equipo que dirige el técnico navarro quiere aprovechar su buen momento ganando a un rival que todavía no ha puntuado “pero que en dos de sus tres partidos ha pasado de los treinta goles, y en otro se quedó en veintisiete”.

Zupo quiere que su plantilla mantenga el buen nivel defensivo que exhibió en la jornada anterior frente al Antequera “porque tenemos que hacer las cosas muy bien protegiendo nuestro marco si queremos sacar algo positivo” ante un oponente que cuenta con Xavi Castro y Lon como jugadores de referencia en un equipo “bien armado”.

El entrenador navero se plantea repartir los minutos de juego, “pero solamente pensando en que el equipo rinda al cien por cien en el partido ante Sinfín, en ningún caso pensando en jornadas siguientes”, en referencia al choque que el próximo martes disputará el Balonmano Nava frente al Ademar de León “y del que nos ocuparemos cuando toque, que será después del partido en La Albericia”.

Un tramo exigente

Para nosotros este partido es muy importante”, sentenció Zupo, que matizó posteriormente señalando que “esto acaba de empezar. Entiendo que para Sinfín el partido es crucial porque tienen cero puntos, pero es igual de importante para nosotros. Si hacemos las cosas bien tendremos posibilidades de ganarlo”.

El equipo segoviano afronta ahora un tramo del calendario exigente, ya que tras el partido ante Sinfín jugará frente al Ademar y el Balonmano Logroño en un plazo de cinco días, y por ello Carlos Villagrán puso el énfasis en la importancia del encuentro de hoy: “Para nosotros puntuar en Santander significará un refuerzo positivo de cara a un tramo de liga difícil que nos llega ahora”.

La rápida adaptación de los nuevos jugadores ha sido fundamental para el buen inicio de liga del conjunto navero

El capitán del Viveros Herol Nava confirmó las buenas sensaciones que está ofreciendo el equipo, y que tiene mucho que ver con la adaptación de las incorporaciones: “Los nuevos son jóvenes y tienen muchas ganas. Eso es lo fundamental, que vengan con mucho hambre de hacer las cosas bien. Que no hayamos tenido problemas con el Covid facilita mucho la integración, y ya son uno más en el equipo”, un hecho fundamental en las prestaciones del conjunto en este arranque de competición.