Publicidad

El Grupo A de la Liga Regional de Aficionados ha subido su nivel esta temporada. Transcurrida la primera vuelta, hasta seis planteles han presentado su candidatura al ascenso: el CD Colegios Diocesanos(actual líder), la Cebrereña, el Sporting Uxama, el CF Briviesca, el CD San José y el Unami CP. Todos ellos son conjuntos con amplia experiencia en la categoría e incluso en Tercera División en anteriores campañas. Todo lo contrario que el Turégano CF, que en su estreno en la competición se ha ganado la vitola de ‘equipo revelación’. El cuadro que dirige Julio de Andrés, novel en este campeonato, ha logrado 24 puntos que le dan estabilidad en medianía de la tabla en la novena posición. Si bien varios refuerzos ya habían militado en Regional o en ligas superiores, la base del vestuario es la de los últimos años, con jugadores locales y de municipios cercanos.

Una vez consumida la primera parte del calendario, De Andrés hace balance: “Lo valoro de forma positiva: hemos sumado más puntos de los esperados, pero no me sorprende por la plantilla que tengo. Son jugadores que trabajan para estar en un puesto como el que estamos ahora”. Los de Turégano debutaron en la competición con una contundente victoria en Lerma (1-4), pero luego se encontraron con varias bajas que les condicionaron las convocatorias en los primeros enfrentamientos y consiguientemente los resultados. Les costó dar con la tecla de la regularidad, aunque después encadenaron sucesivos puntos, sobre todo lejos del campo de El Burgo.

“Hemos sumado más puntos de los esperados, pero no me sorprende por la plantilla que tengo”

Así lo explica el técnico: “Hemos perdido contra rivales como el San Esteban o el Carejas Paredes que están por debajo de nosotros por cometer ciertos errores, aunque también hemos sido capaces de ganar en desplazamientos complicados como Villarcayo, Villamuriel o el del Castilla de Palencia. Hemos tenido errores de novatos, pero a todos los equipos los hemos plantado cara”. Con vistas a seguir creciendo, el entrenador apunta: “La asignatura pendiente es ser más fuertes en casa y conseguir más puntos”; y continúa: “Eso pasa por entender mejor los partidos y estar más metidos desde el primer momento. Hay que analizar pequeños detalles dentro de los encuentros que pueden hacer mucho daño a los contrincantes”.

La segunda vuelta

Para la segunda vuelta, el objetivo sigue siendo “la salvación, pero al darse tan bien la primera vuelta creo que conseguir 45 puntos sería una muy buena primera temporada”, subraya De Andrés. Una vez pasado el ecuador del calendario, ahora le esperan seis adversarios que se encuentran por delante en la clasificación: el San José, el Palencia CF, el Diocesanos, el Briviesca, el Uxama y, de forma más inminente, el Unami. “De los cinco próximos partidos que nos vienen, tenemos que sacar seis puntos”, plantea el técnico. El derbi provincial, que acoge La Albuera el 1 de febrero -este fin de semana no hay competición-, se presenta como “un duelo especial para los dos equipos”, asegura; y analiza: “El Unami tiene un gran entrenador y muy buenos jugadores. Tenemos que tener cuidado, ya que viene tocado y con ganas de sumar”.