Publicidad

El open de Castilla y León ‘Villa de El Espinar’ se suspende por primera vez desde hace 35 años. Así lo confirmó la propia organización mediante un comunicado de prensa a causa de la pandemia mundial provocada por la COVID-19, que “obliga a no celebrar” un evento que forma parte del calendario internacional, desde el año 1986. Tras la decisión que tomó la ATP, la WTA y la ITF el viernes por la tarde en la que quedan “suspendidas todas las competiciones internacionales”, la organización del torneo espinariego hizo publica la resolución definitiva sobre la cancelación de esta edición.

La ATP extendió esta suspensión hasta el 31 de julio, lo que incluye todos los torneos del ATP Challenger Tour, categoría en la que se encuadra el open segoviano. Con esta determinación, quedan también cancelados los torneos de  Hamburgo, Bastad, Newport, Los Cabos, Gstaad, Umag, Atlanta y Kitzbühel, todos ellos encuadrados dentro del ATP Tour. Del mismo modo, la ITF secundó extender la suspensión hasta el 31 de julio, decisión que afecta a la celebración del ITF femenino del open de Castilla y León de categoría 25.000 que se organiza de manera conjunta al torneo masculino. Por su parte, la WTA anunció esta medida sólo hasta el 12 de julio.

Las pistas de El Espinar verán frenada su actividad a nivel internacional este año después de 35 años de trabajo continuo, en las que han pasado figuras del mundo del tenis de la talla de Rafa Nadal, Feliciano López, Pablo Carreño, Radek Stepanek, Fernando Verdasco, Sergi Bruguera, Emilio Sánchez Vicario o Roger Federer, este último en el cuadro de dobles.

La directora del open espinariego, Virginia Ruano, que en esta edición iba a cumplir 10 años desempeñando dicho cargo, lamentó tener que suspender el torneo y afirmó que viendo cómo está la situación a nivel mundial, era previsible que nuestro torneo se cancelara. La ATP ya lo ha hecho oficial y es una lástima que después de tantos años en el calendario, no podamos disputar esta edición por una emergencia sanitaria como la que estamos viviendo. Es una causa mayor. Ahora lo importante es preservar la salud y salir cuanto antes de esta crisis”. Además, añadió que “espero que esta suspensión no afecte para que en 2021 volvamos a estar en el calendario mundial como uno de los torneos de referencia que somos”.

En este sentido, y ante la posibilidad de organizar un evento con los mejores jugadores españoles, la intención del open de Castilla y León ha sido la de solicitar siempre que la desescalada de la pandemia lo permita, la organización de una de las fases de la competición con los top 8 del tenis español además de uno de los torneos femeninos que la Real Federación Española está impulsando para que durante el verano pueda haber tenis en España, evitando de esta manera que la tradición de tenis que tienen Castilla y León, Segovia y El Espinar, desde hace más de tres décadas, no se rompa por causa del coronavirus.

La dirección del open está valorando también, en caso de que la situación de emergencia sanitaria no permita la celebración de este tipo de eventos, la puesta en marcha de un acto solidario con el concurso de jugadores que han ganado o hecho historia en el torneo a lo largo de estos 35 años.

ITF y ATP

Por su parte, el presidente de la ATP, Andrea Gaudenzi, explicó que “al igual que los aficionados del tenis, los jugadores y los promotores de torneos en todo el mundo, compartimos la decepción de que el Tour continúe afectado de esta manera. Continuamos evaluando todas nuestras opciones en un esfuerzo por reanudar el Tour tan pronto como sea seguro hacerlo, incluida la posibilidad de reprogramar eventos más adelante en la temporada. Como siempre, la salud y el bienestar de la comunidad del tenis y del público en general sigue siendo nuestra principal prioridad en cada decisión que tomamos”.

Además, el presidente de la ITF, David Haggerty, declaró: “Estas son decisiones difíciles y decepcionantes, pero la salud y la seguridad siguen siendo nuestra principal preocupación. Continuamos revisando la situación global y evaluando todas nuestras opciones para reanudar la competición internacional en el momento en que sea seguro hacerlo. Estamos trabajando en estrecha colaboración con las partes interesadas del tenis para revisar el calendario y tomar las decisiones correctas juntos”.