Campo de El Hospital de La Granja./ NEREA LLORENTE

El CD La Granja, afronta con relativa tranquilidad el tramo final de la primera vuelta de la fase inicial de la liga en el subgrupo B del grupo VIII de la Tercera División, con el equipo siendo competitivo en la categoría, y teniendo por delante un par de partidos aplazados que pueden relanzarle en la clasificación.

En el apartado institucional, el club trabaja con relativa tranquilidad, puesto que ni a la entidad ni al presidente le ha llegado comunicación alguna de que se haya abierto ningún procedimiento sancionador por tener el bar abierto durante el encuentro que el equipo disputó frente a la Cebrereña, y que fue presenciado por un número aproximado de 70 espectadores.

Con respecto a este hecho el presidente del CD La Granja, Javier Montero, ya señaló que dio las explicaciones correspondientes tanto a la Guardia Civil como en la Subdelegación del Gobierno, y confirmó a esta redacción que no le ha llegado ninguna notificación de un expediente abierto acerca de esa infracción por la que ya se disculpó en su día.

Hay que señalar a este respecto que cualquier expediente de naturaleza sancionadora debe notificar su apertura a los interesados, tal y como establece el artículo 64 de la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas.