La plantilla del CD Claret, durante el acto de presentación de los jugadores y el cuerpo técnico. / ROCÍO PARDOS
Publicidad

Tras dos meses de preparación, por fin arranca la competición. El CD Claret lleva desde mediados de agosto entrenándose y, tras jugar una serie de partidos amistosos, ahora disputará la Copa de Castilla y León como previa al campeonato liguero de la Primera Nacional masculina. Este torneo comienza hoy con el enfrentamiento entre el CB Soria y el conjunto segoviano que acoge el pabellón Emperador Teodosio (20.00 horas).

Buen termómetro para el plantel del Diego Pascual, que comprobará su estado de forma contra un equipo al que en la temporada pasada le plantó cara. La plantilla claretiana se presenta con una mezcla entre jugadores con experiencia en la categoría y jóvenes que el curso pasado demostraron su valía. Con las incorporaciones de Borja Sanz y Ngouda Kandji, ambos procedentes del Basket Cuéllar, y de Alberto Álvarez, el cuadro segoviano pretende dar un salto cualitativo que se vea reflejado en la clasificación. Sin embargo para este primer duelo, Pascual no podrá contar con Javier Lázaro.

En cuanto a la Copa queda definida por dos grupos. El primero le componen los equipos que hoy se enfrentan en el Teodosio y el CBC Valladolid. En el segundo se encuentran el Agustinos, el Venta de Baños y el CB La Flecha. Después se jugará una fase final con los más destacados.