28 1
David Llorente, concentrado durante uno de los descensos. / RFEP

La localidad leridana de La Seu de Urgell acogió la segunda prueba de la Copa de España de slalom olímpico, y la primera de la temporada de kayak cross, un buen termómetro para conocer el estado de forma de los palistas de cara a la Copa del Mundo de Praga, que se disputará entre el 6 y el 9 de junio.
En la prueba de cross tomaron parte dos palistas del club Río Eresma, David Llorente y Darío Cuesta. David destacó sobremanera en las dos pruebas cronometradas, logrando en ambas la primera plaza con cierta holgura, haciendo un tiempo de 48,6 en la primera y de 48,5 en la segunda, dejando sin opciones a Miquel Travé y Manuel Ochoa que, pese a que firmaron buenos tiempos, 50,20 el primero y 50,32 el segundo, no pusieron en aprietos al segoviano. Por su parte, Darío se clasificó en el entorno de los diez mejores.
Además, los palistas segovianos también destacaron en el slalom olímpico. David Burgos logró meterse en la final con el tercer mejor tiempo de todos los participantes en C-1, al igual que hicieron tanto David Llorente como Darío Cuesta, primero y quinto respectivamente en K-1.
Ya en las finales, Burgos repitió tercera posición en una prueba que por primera vez no tuvo como gran dominador a Miquel Travé, sino a Marc Vicente. El segoviano del Club Río Eresma fue tercero, a seis segundos del vencedor.
El espectáculo llegó en el K-1, donde los dos principales candidatos a la plaza olímpica, Pau Echániz y David Llorente, fue digno de un campeonato del mundo. En la primera de las tres mangas fue Echániz el que logró el triunfo (80,10 segundos) con un margen de 1,20 con respecto a Llorente, pero en la jornada del sábado, sabiendo ya el de Palazuelos de Eresma que tenía que ir a por todas, dio lo mejor de sí mismo para lograr empatar la serie. Su tiempo de 80,09 segundos fue el mejor de todo el fin de semana, superando al de Pau Echaniz por una décima, un margen tan escaso que en cualquier Copa del Mundo ambos podrían haber subido al podio. Con la tanda empatada llegó el tercer descenso y el vasco dio la réplica al segoviano, porque Pau se hizo con la victoria (81,28 segundos) con solo un margen de 0,20 con respecto a David, lo que deja el contador con dos triunfos para el del Atlético San Sebastián por uno para el del Río Eresma. La semana que viene llegarán los descensos definitivos que tendrán lugar en la localidad francesa de Pau.