Una jugada de uno de los encuentros que acogió la pista del pabellón Emperador Teodosio./ SPORDEPORTE
Una jugada de uno de los encuentros que acogió la pista del pabellón Emperador Teodosio./ SPORDEPORTE

Gran tarde de baloncesto femenino el que se vivió el pasado sábado en el Pabellón Emperador Teodosio donde los aficionados pudieron disfrutar de tres partidos teniendo como protagonistas d una Selección de Segovia, el Combinado Hyundai y el palentino conjunto del Villamuriel, en el que reinó la igualdad, decidiéndose la victoria del Villamuriel en los pequeños detalles.

Abrieron la tarde el equipo de Segovia y el combinado Hyundai, con muchos nervios en las filas de ambos sin conseguir anotar en los primeros siete minutos. Pero en cuanto se abrió el aro desde la línea del 6,75 con cuatro triples para las locales y tres para las visitantes el tanteo comenzó a elevarse. Las de Hyundai llegaron al descanso con 7 puntos de ventaja, pero en la reanudación las segovianas las devolvieron el parcial encajado para igualar la contienda, llevando el partido a la prórroga. En ella, aunque el equipo Hyundai tuvo la última posesión para llevarse el encuentro a una segunda prórroga, su tiro no entró dejando el marcador 41-39 en favor de las segovianas.

Fueron las palentinas del CB Villamuriel las que llevaron el triunfo, siendo Victoria Calderón la mejor jugadora del torneo

En el segundo enfrentamiento llegaron las de Villamuriel para desarrollar un juego rápido y vistoso frente a un combinado Hyundai con un planteamiento más táctico, y aunque fueron estas las que golpearon primero en el inicio del partido, las palentinas voltearon rápido el marcador a base de triples y contraataque para adquirir una ligera ventaja de la que no se desprendieron en todo el partido finalizando de nuevo en un igualado 43-37.

Para dirimir el campeón del torneo, segovianas y palentinas saltaron a la pista con muchas ganas de ofrecer un último buen encuentro, y así fue durante toda la primera parte donde la igualdad fue máxima, pero en la segunda parte el físico de las jugadoras del Cerrato se impuso ya que las locales acusaron el cansancio acumulado y encontraron dificultades para anotar, a pesar de ello compitieron hasta los instantes finales y cedieron por 10 puntos de diferencia, dejando como justo vencedor al CB Villamuriel y su jugadora Victoria Calderón como mejor jugadora del torneo.