Asier Arranz, en el vestuario del conjunto chipriota del Alki Oriklini./ E.A.
Publicidad

El periplo de Asier Arranz desde que dejara la Gimnástica Segoviana para enrolarse en las filas del Alki Oroklini, de la Segunda División chipriota en el mercado inveral está siendo toda una experiencia para el jugador segoviano, que finalmente ha conseguido retornar a España después de unas últimas semanas algo complicadas en el país europeo, con la liga terminada pero sin la posibilidad de volver al tener cerradas las fronteras.

Cuando Asier recaló en Chipre para comenzar a jugar en el Alki Oriklini, la competición estaba paralizada por decisión federativa, ya que tal y como comentó el jugador a la web blanquivioletas.com, “en Primera División habían amenazado a un árbitro con una bomba”.

Una vez reanudada la Liga, que en la Segunda chipriota consta de ocho equipos, el centrocampista segoviano se hizo rápidamente con la plaza de titular en el equipo, haciendo gala de su calidad y del ritmo de competición que había adquirido en la Segoviana, ganándose la confianza tanto del técnico que validó su incorporación desde el conjunto azulgrana, como de su recambio, ya que los primeros resultados del equipo no fueron del todo satisfactorios y hubo relevo en el banquillo.

Con cuatro victorias en los últimos cinco encuentros, el Alki Oroklini se encontraba en el mejor momento de la temporada, pero tras su victoria frente al Ariklas del 8 de marzo, la competición se detuvo por la pandemia, y hubo que esperar a que se tomara una decisión sobre la reanudación del fútbol para valorar la vuelta a España.

Una vez suspendida definitivamente la compertición, junto a un numeroso grupo de españoles, Asier se encontró con muchas dificultades para emprender el viaje de regreso, aunque las gestiones de la Embajada de España en Nicosia facilitaron mucho la tarea, y aún más con la colaboración de la empresa Alsa, que costeó buena parte del viaje.

Asier, al que le resta un año de contrato, confía en regresar a Chipre para poder ayudar a su equipo en la próxima temporada.