Toca cambiar de tendencia. Después de haber sumado un punto de los últimos seis en juego, la Gimnástica Segoviana aspira a volver de nuevo a ganar un partido, el que le enfrentará a partir de las cinco de la tarde al Numancia B en el campo de La Albuera, el penúltimo que disputará en casa el conjunto azulgrana en esta primera fase de la competición.

Los famosos ‘intangibles’ del fútbol juegan ahora en contra del conjunto azulgrana, que parece haber agotado su cuota de fortuna en La Arboleda después de ganar al Almazán en la última jugada del partido, empatando en Aranda y perdiendo en Miranda ante un rival que preparó el escenario del partido para minimizar las virtudes del equipo de Manu González, y le salió bien el plan.

El técnico consideró que el equipo tiene que hacer autocrítica “porque cuando pierdes contra un equipo como el Mirandés B es porque no has hecho las cosas bien”, y valoró al Numancia B como un rival “parecido al Mirandés B en el hecho de que cuenta con gente joven,. En casa está sacando resultados positivos, aunque fuera de casa obtiene menos triunfos, pero si se encuentra en la tercera plaza es porque es un conjunto sólido”.

Sin Conde, y puede que con Rubén

La ausencia de Conde por sanción al ver la quinta amarilla en Miranda aparece como la única que tendrá el equipo gimnástico, una vez que el técnico avanzó que Rubén tiene casi superadas las molestias físicas que le han impedido formar parte del equipo en los últimos partidos, y bien que lo ha notado el conjunto azulgrana, puesto que se trata del único jugador de la plantilla sin un recambio natural, y las alternativas que ofrece en el lateral izquierdo no las aporta ningún otro.

El objetivo es ganar al Numancia B y después pensar en el partido siguiente”, señaló el entrenador gimnástico, que quiere ver a sus jugadores “picados” por la última derrota. “Hay que volver a la línea ganadora, y cuanto antes mejor”.

La defensa en bloque bajo, ese nuevo concepto para definir lo que viene a ser el ‘encerrarse’ en el propio campo de toda la vida, se le está atragantando a la Segoviana en los últimos encuentros, aunque hay equipos que parecen mejor preparados para ello que el Numancia B, uno de los conjuntos que más goles recibe de este grupo y que acumula seis derrotas y tres empates en dieciocho partidos.

A las cinco de la tarde, y con la presencia de aficionados en las gradas, la Segoviana intentará romper la pequeña dinámica negativa en la que se ha metido, y acercarse un poco más a un ascenso que parece cuestión de tiempo, pero con el que no es buen obsesionarse aún.