Calle Velarde 8 KAM5199
El edificio está catalogado y tiene una portada románica, actualmente cegada, en el extremo derecho. / Kamarero

El Ayuntamiento de Segovia ha concedido licencia de obras a la sociedad Girod Diseño Escandinavo para la rehabilitación del edificio del número 8 de la calle de Velarde, en el antiguo barrio de las Canonjías, que será adaptado para nueve viviendas con un presupuesto de ejecución material que asciende a más de 1,2 millones de euros.

La alcaldesa ha informado de este acuerdo adoptado en la reunión que celebró ayer jueves la Junta de Gobierno Local y ha comentado que se trata de otra actuación posible gracias al Plan Especial de Áreas Históricas de Segovia (PEAHIS).

“Poco a poco se van iniciando y desarrollando los procesos rehabilitadores que tanto nos interesan desde el punto de vista de la conservación y mantenimiento de nuestro patrimonio histórico”, ha añadido.

Las obras deberían iniciarse en el plazo máximo de seis meses contados desde la notificación de la licencia y estar finalizadas en un tiempo máximo de 36 meses, aunque la promotora podría solicitar la concesión de una prórroga.

La intervención tiene que llevarse a cabo conforme a una serie de condiciones que establecen tanto los servicios municipales como la Comisión Territorial de Patrimonio Cultural, que en su reunión del 28 de octubre, determinó que la actuación arqueológica preventiva solicitada debe incluir el picado de muros aplicando los principios de la arqueología de la arquitectura y, en el caso de producirse hallazgos significativos, se procederá al análisis de las situaciones para determinar las medidas correctoras necesarias que garanticen la integridad de los bienes, incluso con el replanteo de la propia obra si fuera necesario.

Según la ficha del Catálogo Arquitectónico del PEAHIS, este edificio del número 8 de la calle de Velarde es de origen románico (siglos XII – XIII), aunque está muy transformado, a raíz de una reforma y ampliación que se llevó a cabo entre 1920 y 1929.

Conserva la portada románica de caliza blanca, notablemente deteriorada y actualmente cegada, en el extremo derecho de la fachada. Se trata de una puerta de arco de medio punto con bocel y arquivolta de medio caveto y todo ello encuadrado en alfiz.

El zaguán fue alterado con las reformas y convertido en vivienda. Al otro lado de la fachada, se encuentra embutido en el muro un arco románico de acceso al jardín.
Junto a la portada románica del edificio del número 6 de esta misma calle, estos elementos son una clara muestra de la relevancia del conjunto de arquitectura románica civil que constituía el antiguo barrio de los canónigos de Segovia (actuales calles de Daoíz y Velarde), uno de los pocos ejemplos que se conservan en Europa.

Las cuatro alturas del edificio y la composición de huecos en la fachada son consecuencia de la reforma del primer tercio del siglo XX, al igual que los balcones volados con bastidores de hierro y tablero de baldosas cerámicas.

La citada ficha del Catálogo Arquitectónico indica que la parcela, de 528 metros cuadrados, según el catastro, no ha sido objeto de estudios arqueológicos hasta ahora.