Varios cambios de cara al nuevo curso pastoral

El obispo de la Diócesis de Segovia, César Franco, realiza nuevos nombramientos

El obispo de la Diócesis de Segovia, César Franco, ha realizado nuevos nombramientos de cara al nuevo curso pastoral. De esta manera, Florentino Vaquerizo, hasta ahora párroco de la UPA de Riaza, releva a Amando Sanz, que se jubila, y asume El Sotillo, La Lastrilla, Tizneros, Espirdo y La Higuera, estas dos últimas parroquias estaban a cargo de Fulgencio Navas que desde hace meses había dejado las parroquias por enfermedad.

Vaquerizo estará ayudado por Francisco Gil, el primero de los tres sacerdotes venezolanos que se incorporan este año temporalmente a la Diócesis de Segovia. El segundo es Lorenzo Sáenz, a quien se le nombra, vicario parroquial de la UPA de Riaza, colaborando con Edilberto López.

En ese mismo arciprestazgo (Ayllón-Riaza), Gustave Owona, sustituye, como administrador parroquial de Boceguillas y pueblos vinculados, a su compatriota camerunés, Daniel Ondoa, quien finalizados sus estudios regresa a su diócesis.

Enrique Martín se jubila como párroco de San Lorenzo y le sustituirá Francisco Jimeno, vicario de pastoral. Aime Kukuluka que era vicario parroquial en San Millán, al regresar a su diócesis Eduardo Muñoz, pasa a atender pastoralmente Martín Muñoz de las Posadas, Codorniz, Aldeanueva del Codonal, Aldealengua del Codonal y Montuenga. Le sustituye en San Millán Jean Renny Yofola que deja La Granja.

También, ha regresado a su país, tras terminar sus estudios, Fidele Nkanza que era vicario parroquial del Real Sitio de San Ildefonso, a ambos les sustituye, Edmon Mgwe. Lleva ya un tiempo como párroco en Rapariegos y como capellán de las Clarisas de dicha lugar Teodoro Cuesta.

Anthony Mendez sale de Cuéllar para hacerse cargo de las parroquias de San Pedro de Gaillos, Santa Marta del Cerro, Rebollar, Consuegra, Perorrubio, Vellosillo, Aldealcorvo y Valdesimonte. Álvaro Marín, sacerdote recién ordenado, continuará en Cuéllar en donde ha estado el último año. Además se incorpora a esta UPA de Cuéllar el tercer sacerdote venezolano que llega este año, Emir-José Arcía, en sustitución de Anthony. Las presentaciones y tomas de posesión de los nuevos sacerdotes tendrán lugar a lo largo del mes de septiembre.

Además, la diócesis cuenta desde este mes con una comunidad más de religiosas de la Fraternidad Reparadora que fijan su residencia en Remondo. Asimismo, en el mes de agosto el Obispo determinó que la parroquia de Santa Eulalia fuera unida a la de Santo Tomás en la persona del mismo párroco, Julio Alonso, quien estará ayudado por Alfio Ayuso en esta tarea.