libro jardin botanico
María Gris, autora del libro y el concejal Angel Galindo, muestran sendos ejemplares en el Jardín Botánico. / EL ADELANTADO

El Jardín Botánico reúne en sus más de 6.000 metros cuadrados de extensión una selección de la flora más representativa de la provincia, así como de otras especies que forman parte del ecosistema segoviano. Situado en el centro de la capital, muchos segovianos pasan todos los días junto a este recinto sin reparar en el valioso patrimonio natural que se conserva; y para ello, la Concejalía de Medio Ambiente ha editado un libro destinado a dar a conocer este singular paraje a través de actividades didácticas que permiten acercarse a los detalles y peculiaridades de las plantas.

Bajo el título ‘Actividades didácticas en el Jardín Botánico de Segovia, centro de biodiversidad urbana”, el libro reúne el trabajo de la licenciada en Ciencias Ambientales e ingeniera técnico agrícola María Gris Maroto, que pone al servicio de este trabajo todos sus conocimientos para elaborar una guía que ofrece una serie de itinerarios temáticos que permiten recorrer el Botánico desde varios puntos de vista.

El concejal Ángel Galindo explicó que los objetivos del libro –del que se han editado medio millar de ejemplares que se distribuirán en centros educativos y asociaciones- serán conocer cómo se nombran y clasifican las plantas científicamente; aprender a manejar herramientas y procedimientos propios del trabajo botánico; fomentar actitudes propias del trabajo científico, como la observación y la rigurosidad; acercar el concepto de biodiversidad basándose en los distintos tipos de hojas, flores, frutos, semillas, portes, polinizadores, e inculcar el respeto al mundo vegetal como parte de la vida en el planeta, mostrando la importancia del estudio de los ecosistemas y sus componentes para su conservación.

Utilizando como base las cartelas identificativas de las especies, el libro plantea ver este espacio verde de Segovia con otros ojos, más atentos a los detalles y a las peculiaridades de cada planta, para así descubrir toda la riqueza botánica, social y cultural que hay detrás. Así, propone actividades didácticas en cada uno de ellos: Ecosistemas segovianos (diversidad de ecosistemas presentes en la provincia); Etnobotánica (usos de las plantas presentes en nuestra vida diaria); Las flores y los polinizadores (sobre cómo las adaptaciones mutuas han permitido la evolución de ambos); Los frutos y las semillas; Dispersión (cómo se diseminan los frutos y semillas que propagan las plantas); ¿Qué medra en las paredes del botánico? (sobre las especies de plantas trepadoras del jardín); y Cuando no hay hojas. (que muestra la evolución de las plantas en sus distintas etapas).