Hospital General de Segovia. / KAMARERO

Segovia registró en las últimas horas tres muertes más relacionadas con la pandemia, por lo que enero ve aumentar su cifra de fallecidos a 32, según reveló el informe diario de la Junta sobre los datos epidemiológicos de la Comunidad.

La Junta de Castilla y León también informó que dos de las cuatro muertes registradas en el Hospital General el viernes se dieron entre usuarios de las residencias de mayores.
Las cifras de muertes se van a mantener altas por al menos otra semana más, ya que son consecuencia directa del ‘efecto Navidad’.

La cifra de fallecimientos relacionados con la pandemia en la provincia se sitúa en estos momentos en 819, de los que 429 se dieron entre usuarios de las residencias de mayores.
Si la cifra de defunciones es alta, la de nuevos contagios no se queda atrás. De esta forma, Segovia volvió a superar los dos centenares de contagiados tras detectar 224 positivos en las últimas horas.

No se manifiesta una caída de la cifra de contagiados y los siguientes registros se espera sean aun mayores ya que reflejarán los asintomáticos que se detecten en el cribado masivo que se está desarrollando en la capital de la provincia.

La semana ya registra 1.483 contagiados en seis días, por lo que se espera que el parcial supere por poco a su precedente, que contabilizó 1.599 positivos. Esto puede estar indicando que Segovia podría estar alcanzando su pico epidemiológico, una posible rebaja que tendrán que certificar las primeras cifras de febrero.

Las hospitalizaciones de infectados por coronavirus se redujeron después de días de grandes incrementos y ahora se sitúan en 120, cuatro más tras la última actualización. En buena parte, fue debido a la gran cifra de altas que se dieron durante la jornada de ayer, un total de 22.

La tasa de ocupación en planta se sitúa en el 72%, con 235 de las 325 camas disponibles en uso, mismo porcentaje que el obtenido por la media regional de los complejos sanitarios de la Comunidad.

La tasa de ocupación de las UCI se sitúa en el 61%, con 17 de las 28 camas disponibles (16 estructurales y 12 habilitadas), por debajo de la media regional que en estos momentos está en el 65%. Este porcentaje se mantiene moderado gracias a que muchos segovianos están siendo trasladados a otros complejos asistenciales de la Comunidad para evitar la sobresaturación de las instalaciones de cuidados intensivos.

De los ingresados, catorce padecen Covid-19 y tres no guardan relación con la pandemia.
Segovia notificó 24 nuevos brotes en la provincia, mientras cinco antiguos pasaron a inactivos. Todos ellos son de ámbito familiar o familiar-social. La cifra total de focos activos se sitúa en estos momentos en 362, con 1.743 casos vinculados.

De los nuevos, nueve se situaron en Cuéllar, aglutinando 29 positivos y 40 contactos en estudio. Cuatro se detectaron en Segovia, que dejaron 13 positivos y 14 personas en seguimiento. Carbonero el Mayor registró tres, que entre todos sumaron 11 infectados y 12 en estudio.

Dos focos se localizaron en Palazuelos de Eresma, siete y cinco; San Ildefonso, nueve y 13; y Cantalejo, ocho y 22. Por último, la Junta de Castilla y León comunicó la existencia de un nuevo foco en Coca, tres y 18, y en Boceguillas, tres y cuatro.

Los brotes activos de la Comunidad son 1.404. De ellos, Ávila contabiliza 136 (cuatro nuevos); Burgos, 100 (seis menos); León, 44 (uno más); Palencia, 93 (dos más); Salamanca contabiliza 315, 13 más; Segovia, 362, 19 más; Soria tiene 81 (uno más); Valladolid se sitúa en 144 (siete más) y Zamora 129, 13 más.