Los nuevos funcionarios de la Diputación Provincial./E.A.
Publicidad

El salón de plenos de la Diputación acogió ayer el acto de toma de posesión de trece nuevos funcionarios que, en su mayoría, desempeñarán su labor en dependencias provinciales en los municipios. Este acto estuvo presidido por el presidente, Miguel Ángel de Vicente, quien les transmitió su felicitación consciente de que “el camino hasta llegar aquí no ha sido fácil, pero os animo a que continuéis trabajando, fijando nuevos objetivos y superándolos porque ahora tenéis 208 pueblos por los que esforzaros y más de 100.000 personas pendientes de vuestro trabajo”.

Así, las caras de felicidad y los nervios reinaban ayer en un salón lleno para la ocasión, que reflejaba la relevancia de la convocatoria. No en vano, los nuevos funcionarios comenzarán a desempeñar su trabajo en los destinos asignados. En el caso de los diez puestos de auxiliar de Administración General, los CEAAS de la provincia serán el destino principal, para dar continuidad con funcionarios al trabajo administrativo y seguir acercando la labor de la institución provincial al territorio, porque tal y como transmitió De Vicente, “es fundamental que los vecinos de nuestros pueblos sientan que les acompañamos en su día a día, con cercanía real, teniendo presencia en los municipios haciéndoles llegar la idea de que la Diputación es su casa, igual que espero que a partir de ahora también la sintáis como vuestra”. De esta manera, Ana González ha sido destinada al CEAAS de Prádena, María Belén Egido al CEAAS de Cantalejo, Berta Gil al de San Ildefonso y Francisco Martín al de Cuéllar. Además, Rosa María Sanz desempeñará sus funciones en el CAMP El Sotillo. Por otro lado, Marta Esquivel, José Alberto López, Jesús Sanz e Ismael Lázaro realizarán su trabajo en distintas dependencias del Palacio Provincial.

Además, Francisco Peinador tomó posesión de su puesto de funcionario como encargado de Obras, José Santos Francisco como técnico auxiliar de Gestión Tributaria y Recaudatoria y Luz Marina Llorente como técnico medio de Prevención de Riesgos Laborales.

Algunos de ellos ya tienen experiencia como trabajadores de la Diputación, pero darán un nuevo paso afianzando sus puestos de trabajo y es que la creación de empleo es una de las preocupaciones principales del equipo de Gobierno de la Diputación de Segovia, que recientemente ha aprobado una nueva oferta de Empleo Público en la que, a las 28 vacantes que quedaban pendientes de cubrir de la OPE de 2019, se suman otras 42 plazas que abarcan diferentes sectores de empleo y que pretenden contribuir a generar estabilidad en la sociedad segoviana.