Tapas españolas al estilo egipcio

El chef Rubén Arnanz ha llevado a El Cairo el arte de la cocina utilizando sus materias primas y respetando su cultura

307
El director del hotel Ritz de El Cairo, Joe Gayhad; y el cocinero segoviano Rubén Arnanz. / el adelantado
Publicidad

El chef segoviano Rubén Arnanz ha participado en El Cairo en unas jornadas gastronómicas, donde ha mostrado la cocina española utilizando los mejores ingredientes locales, y sobre todo respetando las costumbres y la cultura musulmanas.

Según el cocinero, que en su día logró la única estrella Michelín para Segovia, “ha sido una experiencia muy positiva donde queda reflejado el valor de nuestra manera de hacer cocina dentro y fuera de España”. En The Nile Ritz-Carlton, uno de los hoteles más exclusivos de El Cairo, el segoviano cocinó dos noches para 40 comensales cada jornada. El éxito quedó desmostrado porque un mes y medio antes ya se habían agotado las reservas.

Rubén Arnanz y su equipo hicieron una exhición dónde los comensales disfrutaron del saber y sabor españoles a través de 10 tapas exclusivamente a partir de ingredientes egipcios. “Con nuestra identidad hemos realizado un exhaustivo y profundo recorrido a través de sus productos y productores para mostrar sin prejuicios la gran despensa que tiene el país a través de nuestro sello, respetando su religión y las consiguientes restricciones alimentarias”, asegura Arnanz, que añade: “En ningún caso hemos pretendido fusionar ni crear confusión con ambas culturas, obviando y priorizando siempre la utilización de la mejor materia prima local. No sería honrado llevarme unas gambas o cualquier otro gran producto español para tenerlo una semana en la maleta o utilizarlo congelado si puedo utilizar la gran y desconocida despensa que allí tienen. Claro que implica un mayor y gratificante esfuerzo”.

Aprovechando el Día Internacional de la Tapa, también cocinaron una tercera noche para el Embajador de España en Egipto, Ramón Gil-Casares y un total de 120 invitados donde disfrutaron de los ‘best-sellers’ elegidos para la ocasión.

En opinión de este experto, El Cairo es una ciudad ecléctica con casi 25 millones de habitantes y una de las más frecuentadas por el turismo internacional “donde sin duda las tapas y nuestra gastronomía tienen cabida y una gran futuro sobre todo, si es buena”, añade.
No es la primera vez que el segoviano pisa la tierra de los faraones, pues el año pasado participó en un programa para enseñar a manejar el cuchillo y los fogones a alumnos de cocina sin recursos en zonas del sur de Egipto.