Operarios de la empresa adjudicataria, el pasado lunes en el inicio de la renovación de luminarias. / Kamarero
Publicidad

Operarios de la empresa segoviana Tecnoservicio Sange comenzaron el lunes los trabajos de renovación del alumbrado público de la Plaza Mayor, una inversión municipal que asciende a 34.176 euros y tiene por finalidad mejorar la eficiencia energética de las luminarias o farolas y reducir la contaminación lumínica en esta zona del centro histórico.

El concejal de Obras, Servicios e Infraestructuras, Miguel Merino, ha comentado que se ha decidido dividir esta intervención en el alumbrado público en dos fases, comenzando por las 45 luminarias situadas en la elipse, entre las acacias de la plaza, para luego llevar a cabo en una segunda fase la renovación de las situadas en los soportales.

Está previsto que las operaciones de esta primera fase tengan una duración de quince días.

El edil socialista afirma que esta actuación se enmarca en el compromiso del gobierno municipal por la mejora de la eficiencia energética de las instalaciones municipales.

Los trabajos consisten en la sustitución íntegra de las luminarias. Para conseguir el objetivo de mejora la eficiencia energética de la instalación eléctrica, así como de reducción de la contaminación lumínica del entorno, se utilizarán luminarias de tecnología LED, que permiten reducir la potencia total instalada en un 75%, a la vez que se dirige la luz de forma eficiente hacia el suelo, reduciendo drásticamente la contaminación lumínica hacia el cielo.

Además, estas luminarias son 100% reciclables y disponen de un sistema de telegestión y regulación de flujo que permite reducir la cantidad de luz en los horarios de menos uso, optimizando aún más el consumo energético.

La continuidad en una segunda fase de esta intervención en el alumbrado público de la Plaza Mayor se ejecutará antes de que finalice el año, según la previsión de la Concejalía de Obras, Servicios e Infraestructuras.