Pablo Pérez
Pablo Pérez (izq) informa de la sentencia contra el Ayuntamiento. / EL ADELANTADO

El Partido Popular ha hecho pública una sentencia que obliga al Ayuntamiento de Segovia a pagar algo más de 430.000 euros a la UTE Urbanos Segovia, la anterior empresa adjudicataria del servicio de transporte público, en compensación por los más de dos años de retraso a la hora de adjudicar el nuevo contrato de los autobuses.

Así lo ha comunicado el portavoz del PP en el Ayuntamiento de Segovia, Pablo Pérez, quien ha anunciado que su partido ha votado en contra, en la comisión de Hacienda, del pago de más de 500.000 euros en sentencias contra el Consistorio, que, en palabras de Pérez, demuestra la «incapacidad» del equipo de gobierno para a sacar «en tiempo y forma» los contratos, algo que «está costando mucho dinero a los segovianos».

Del total, más de 430.000 euros se destinarían a pagar a la UTE Urbanos Segovia, que había pedido por vía judicial una compensación económica por los retrasos en la adjudicación del nuevo contrato de los autobuses. Según ha informado el Grupo Popular, 402.694,27 euros corresponden a la sentencia en sí y 34.534,74 euros al pago de intereses, a los que habría que sumar otros 6.000 euros en costas. En total, la sentencia obliga al pago de 443.229,01 euros.

Para Pablo Pérez, «si si el ejecutivo socialista hubiese gestionado correctamente y el nuevo contrato de los autobuses hubiera estado listo en el año 2016, la anterior adjudicataria no hubiese reclamado esta cantidad, pero no fue así y de las arcas municipales, es decir, del dinero de todos los segovianos, tendrán que destinarse más de 443.000 euros para pagar una nueva sentencia».

Esta nueva sentencia se suma otra, dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJ), que estimaba el recurso de apelación presentado por la anterior empresa concesionaria del aparcamiento de José Zorrilla, Collosa Pigsur, y obligaba a abonar a la UTE otros 113.660 euros que se suman a los 4,7 millones abonados con anterioridad: 3,62 por la liquidación del contrato y 1,27 por el lucro cesante.

Estas dos sentencias supondrán la salida de más de medio millón euros de las arcas municipales, a través de una modificación presupuestaria que el equipo de gobierno lleva al próximo pleno, algo que el Grupo Municipal del PP, según ha comunicado su portavoz, no va a apoyar, «no porque no haya que cumplir con esas sentencias, sino porque ya es hora de decir basta a esta forma de gobernar», han señalado los ‘populares’.