San Cristóbal de Segovia
San Cristóbal de Segovia es considerado el municipio con mayor densidad de población de la provincia. / NEREA LLORENTE

La población, o más bien la falta de ella, es un tema de rabiosa actualidad. Segovia ha sido tradicionalmente una provincia de pocos habitantes, pero la evolución de los últimos setenta años la ha situado como una de las menos pobladas de toda España.

Después de repasar en estos reportajes de carácter demográfico-geográficos la altura, la edad media, el tamaño y características de los municipios y la población emigrada, hoy toca centrarse en el reparto de los habitantes que viven en la provincia.

Para empezar, conviene señalar los datos generales. De esta forma, la población total de la provincia de Segovia asciende a 153.663 personas, de las que 77.071 son hombres y 76.592 son mujeres, según indica el Instituto Nacional de Estadística (INE) en sus últimos datos relativos a principios de 2021. Esta diferencia entre mujeres y hombres se debe a la mayor propensión de las primeras a emigrar, tal y como se vio en el reportaje relativo a los movimientos migratorios.

Segovia es una provincia de pequeño tamaño y con muy poca densidad de población, hasta el punto de ser la tercera menor de España por número de habitantes, solo por delante de Soria (88.747) y Teruel (134.545). Cerca, pero ya por encima, se encuentran Ávila (158.421), Palencia (159.123), Zamora (168.725) y Cuenca (195.516). El resto de territorios están por encima de los 200.000 residentes.

La evolución de la población en la provincia muestra una clara tendencia positiva durante la primera mitad del siglo XX. En torno a 1900, Segovia contaba con cerca de 160.000 habitantes, alcanzando su máximo histórico cuando superó los 200.000 residentes en los primeros años de la década de los 50. A partir de entonces las cifras empezaron a caer. Con la crisis agrícola, la población joven inicio su éxodo a otras zonas más industrializadas. La caída es continuada hasta su estabilización en 1990.

Estos últimos años han significado un incremento tímido de la población, que contrasta con las grandes caídas registradas durante los años de la crisis económica, cuando el número de habitantes de la provincia se rebajó en más de 10.000 personas.

Evolu
Evolución de la población en la provincia de Segovia desde 1998 hasta el presente.

Distribución irregular

La disparidad en las cifras de densidad de población es una constante entre las distintas zonas de la provincia. De esta forma, Segovia podría dividirse en dos mitades: la parte este, menos poblada por lo general, y la oeste, que acumula un gran porcentaje de los habitantes totales.

En el caso de la mitad oriental, esta ha sido tradicionalmente menos poblada que su vecina occidental. En la actualidad, solo algunos municipios de esta zona superan la tasa de 10 personas por kilómetro cuadrado. El municipio más poblado es Riaza, que con sus localidades limítrofes acumulan buena parte de los habitantes de esta zona de la provincia. Si se observa los municipios más poblados de Segovia, tan solo tres se encuentran en esta parte oriental: Riaza, Ayllón y Sepúlveda.

mapa
Municipios de la provincia por población.

Tal y como se puede ver en el mapa que acompaña al texto, su zona norte, la tocante con la provincia de Burgos, es la que menos densidad de población tiene de todo el territorio.

La mitad oeste es más poblada, acogiendo las localidades más grandes, incluido la capital. Precisamente, esta última cuenta con más de un tercio de la población total. Si se une a la cuenta su alfoz, el porcentaje escalaría hasta abarcar cerca de la mitad de los residentes totales de la provincia. Mientras buena parte de la provincia pierde población a marchas forzadas en los últimos años, la capital y su alfoz consiguen aumentar sus números.

La capital y su alfoz se encuentran en el eje Madrid-Valladolid, cuyo trazo aglutina la mayor parte de la población de la provincia de Segovia. Tanto en su extremo sur, donde se sitúan los municipios de el Real Sitio de San Ildefonso o El Espinar, como en su parte norteña, donde están Cuéllar o Carbonero el Mayor, pueden encontrarse localidades de gran tamaño.

Cerca de este eje, en la zona noroeste de la provincia, también se encuentra una parte densamente poblada, donde están los municipios de Nava de la Asunción, Coca o Navas de Oro, todos ellos entre los más poblados de la provincia.

Aunque con mejores números de habitante por kilómetro cuadrado, en la parte occidental también existen zonas de baja densidad. Así, buena parte de los municipios próximos a la frontera con Ávila cuentan con bajas estadísticas de población.

Con parte en la zona este y en la oeste, habría que añadir como otra de las áreas más despobladas la zona central de la sierra, donde la mayoría de municipios cuentan con bajos registros de habitantes.

Densidad por municipios

Los municipios con mayores tasas de densidad de población se encuentran en los territorios más poblados. De esta forma, encabezan la lista la capital y su alfoz.

Según los datos, el municipio más densamente poblado de la provincia es San Cristóbal de Segovia, gracias a la connivencia entre su buen número de habitantes y el reducido término municipal con el que cuenta (este municipio fue el último en añadirse a la lista tras desgajarse de Palazuelos de Eresma en 1999). Continúan en la lista La Lastrilla, Segovia capital, Hontanares de Eresma, Palazuelos de Eresma y Espirdo.

En el lado contrario se encuentra Villaverde de Montejo, situado en la parte más despoblada de Segovia, la zona de la provincia próxima a Burgos. Siguen en la lista de municipios con menor densidad de población de la provincia Navares de las Cuevas, Sotillo, Domingo García, Moral de Hornuez, Castro de Fuentidueña y Perosillo.