Publicidad

La Gerencia de Asistencia Sanitaria de Segovia está contratando a profesionales de la Enfermería de otras comunidades autónomas fuera de Castilla y León para afrontar las necesidades en se registran en esta provincia en los meses de verano cuando aumenta la población, los efectos del Covid-19 siguen cargando la actividad asistencial, y los profesionales de plantilla cogen sus vacaciones.

Destaca un grupo de cerca de veinte enfermeras y enfermeros llegado desde Andalucía. Primero se contrató a un grupo de enfermeras procedentes de Almería para cubrir vacaciones y sustituciones en los centros de salud y otros equipos de Atención Primaria, y esta semana se cerraban nuevos contratos con titulados de diferentes provincias andaluzas que se incorporarán a los equipos del Hospital General y Atención Especializada.

La secretaria provincial del Sindicato de Enfermería Satse, Miriam Rubio Moral, detalla que los últimos contratos se están haciendo con duración hasta el 30 de septiembre y asegura que la mayoría de los profesionales captados son graduados que “acaban de terminar sus estudios, se conocen y se pasan la noticia comentando la necesidad que hay en Segovia”. Y es que la bolsa de empleo de Segovia para enfermeras está agotada y hay serias dificultades para  cubrir los puestos en los servicios sanitarios y mucho más en las residencias de personas mayores.

La secretaria provincial de Satse tiene muy claro que muchas de las carencias se reducirían si en Segovia se impartieran los estudios del grado universitario en Enfermería. Miriam Rubio recuerda que todas las provincias de España, a excepción de Segovia, tienen este grado y cuando “una promoción acaba los estudios, ya están captando nuevos profesionales para sus servicios, algo que aquí no se puede hacer”. “El déficit que tenemos en Segovia es muy grave y confío—declara la representante de Satse— en que Segovia vuelva a tener Escuela de Enfermería de cara no solo a los problemas que tenemos ahora sino también a las próximas jubilaciones y al relevo generacional”.

 Bienvenidas

La directora de Enfermería de Atención Primaria, Carmen Montero Morales, reconocía hace unos días que de cara al verano han reforzado los equipos en la medida que “hemos podido” y aseguraba que aún hacía falta personal. “Hemos tenido que recurrir a enfermeras que vienen de fuera de la Comunidad, incluso tenemos a muchas almerienses que han venido a trabajar aquí este verano, porque no teníamos suficientes profesionales” asegura Carmen Montero. La directiva sanitaria asegura que “todas las enfermeras que puedan venir serán bien recibidas porque todavía necesitamos algún contrato más”.

En Atención Primaria se han hecho 60 contratos para responder ante las bajas, la cobertura de la Atención Continuada y la sustitución en sus puestos de las responsables del seguimiento de vigilancia y control de casos y contactos, conocidas como las rastreadoras de Covid-19. Sería aún necesario hacer entre 5 y 10 contratos más.

La secretaria de Satse Segovia, Miriam Rubio, asegura que los problemas más acuciantes se viven en las residencias de personas mayores donde “peligran las vacaciones” de unos profesionales que han soportado las embestidas del Covid-19 en uno de los frentes donde más se ha ensañado esta pandemia. “Necesitan un descanso porque están agotados y si pierden sus vacaciones no van a poder estar preparados ni psicológica ni físicamente para una posible segunda oleada de la pandemia”, dice Miriam Rubio. Satse centra la atención en los centros de la Gerencia de Servicios Sociales—residencias Mixta y Asistida— donde faltan “siete contratos de enfermera para cubrir las vacaciones”.

Cabe recordar que antes de la pandemia, un estudio de este sindicato señalaba que en Segovia haría falta ampliar la plantilla de enfermeras con 500 profesionales más para cumplir las ratios europeas.

Satse de Castilla y León considera que las “malas condiciones laborales y retributivas” que ofrecen Sacyl y Servicios Sociales están expulsando a los jóvenes profesionales de la Comunidad a otras autonomías. A este respecto, ha señalado que Castilla y León es la comunidad de las 17 e incluyendo las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla que “peor retribuye a sus enfermeras, y esta situación ha empeorado en el último año, pasando del puesto 15 al último lugar”.

Satse afirma en un comunicado que al no encontrar sustitutos, Sacyl y Servicios Sociales están ya denegando permisos y vacaciones, lo que supone “empeorar aún más las condiciones de estos profesionales, que ven cómo aumenta su carga de trabajo al tener que asumir el de los compañeros que no son sustituidos, resintiéndose la asistencia”.

La Junta comunica la muerte de un usuario de residencia de mayores

La Junta de Castilla y León ha notificado este viernes la muerte de un usuario de una residencia de mayores de la provincia de Segovia que tenía la infección del Covid-19 confirmada. Según los datos aportados por la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades esta víctima de la pandemia falleció en el Hospital y no en su residencia por lo que podría tratarse del mismo deceso que el día anterior había comunicado el departamento de Sanidad.

Los datos aportados por la Administración regional llevan a veces a duplicidades de este tipo, a la vez que olvidan la pérdida de vidas que se producen en los domicilios y que también están causadas por el nuevo coronavirus.

El número de usuarios de residencias de personas mayores y centros de personas con discapacidad de Segovia que han perdido la vida con Covid confirmado sube a 193, pero además hay otras 197 residentes que han fallecido presentando síntomas compatibles con la infección del SARS-CoV-2. En la Comunidad, la Junta de Castilla y León registra hasta este viernes 2.602 fallecimientos de personas alojadas en 1.214 residencias de personas mayores tanto públicas como privadas y centros públicos de discapacidad, con lo que se ha sumado una nueva muerte. De los fallecidos, 1.497 corresponden a casos de positivos confirmados por Covid-19 y otros 1.105, a fallecidos con síntomas compatibles con el virus.

Según los datos facilitados por la Junta, de los 2.602 finados, 1.726 personas han perdido la vida en su residencia o centro, mientras que otras 876 han fallecido en el hospital.

Además, Sanidad suma dos positivos, uno confirmado por PCR, al registro de casos acumulados en Segovia que eleva el balance a 3.590. El informe del jueves deja al Hospital General libre de decesos y muestra que tampoco se han contabilizado fallecidos en esa jornada en los hospitales de la Comunidad. Sí aumenta el registro de altas hospitalarias en el complejo hospitalario segoviano que alcanza 930, bajan a cuatro los pacientes Covid ingresados en planta y no tiene ninguno en UCI.

El lunes 27, homenaje a las víctimas del Covid

El próximo lunes 27 de julio se celebrará en Segovia un acto de homenaje y recuerdo a las víctimas del coronavirus de toda Castilla y León. Así lo anunció el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, esta semana tras participar el  jueves en Madrid en el funeral de Estado presidido por los reyes, y al que asistieron todos los presidentes autonómicos, así como los representantes de todos los sectores sociales y económicos que se han visto afectados por la pandemia.

En la provincia también se están sucediendo diversos actos en este sentido, de modo que algunos municipios ya han celebrado homenajes de este tipo, como el Real Sitio de San Ildefonso o La Lastrilla, estos días; y hoy se hace en Espirdo y mañana domingo en Abades.