El Ayuntamiento ha ampliado su presupuesto para la compra de libros en librerías locales. / Kamarero
Publicidad

Después de la obligada parálisis del ámbito cultural de la ciudad y del país como consecuencia de la crisis del Covid-19 y el estado de alarma, el Ayuntamiento ha anunciado que la actividad cultural irá recuperándose paulatinamente en la capital a partir del mes de junio. Se hará potenciando las convocatorias al aire libre en espacios controlados durante el verano, y, tanto en ellos como en los espacios cerrados –salas de exposiciones, salas de lectura–, tomando siempre las medidas necesarias que marcan los protocolos de prevención al respecto –mantenimiento de la distancia social, reducción y control de aforos, asientos preasignados, señalética adecuada, medidas de desinfección, etc.–.

Así lo ha explicado la concejala de Cultura, Gina Aguiar, durante la rueda de prensa que ha ofrecido para hacer balance de la actividad de su Área durante el estado de alarma. Un tiempo en el que la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Segovia ha seguido trabajando para que la actividad cultural se mantuviese a través de distintos canales, combinando iniciativas dirigidas netamente a la ciudadanía, con aquellas en las que los creadores y otros profesionales culturales han sido los protagonistas.

Después de la suspensión de las Fiestas de San Juan y San Pedro y de posponer diversas actividades, la Concejalía ha seguido trabajando con los responsables de los festivales , los profesionales de la cultura y el tejido cultural asociativo segoviano, por medio de las asociaciones representativas o del contactos directo con los creadores y empresas del sector para dar a conocer sus iniciativas y propiciar la participación dinámica de los agentes culturales.

En este sentido ya ha comenzado la línea de ayudas directas con el programa de apoyo a las librerías, que triplica el presupuesto destinado a la compra de libros previsto para este año, que pasa de 6.000 a 20.000 euros.

Además, cerca de 300.000 euros del presupuesto de la Concejalía, que no se ejecutarán por la suspensión de actividades, irán destinados al presupuesto general del Ayuntamiento para gastos derivados de la crisis sanitaria. Esta cantidad se detrae fundamentalmente del presupuesto para Ferias y Fiestas, sin que afecte al desarrollo de los servicios que presta la Concejalía, así como la programación de artes escénicas y visuales que pueda realizarse, manteniéndose asimismo la mayoría de los convenios y subvenciones culturales a asociaciones, así como las actividades e iniciativas planteadas para dinamizar el sector.