El saldo migratorio de Segovia con Marruecos continuó siendo positivo en el segundo semestre de 2019. / Kamarero
Publicidad

El saldo migratorio interprovincial de Segovia en el primer semestre de 2019; es decir, la relación entre la población que se marchó a otras provincias españolas y los que llegaron en ese periodo del resto del Estado, ha sido positivo por primera vez desde el primer semestre de 2008, cuando el Instituto Nacional de Estadística (INE) comenzó a publicar esta serie.

Hay que tener en cuenta, que el INE ha precisado que la información es todavía provisional, de manera que se actualizará en junio, todavía como provisional pero con más detalle y los datos definitivos no se publicarán hasta diciembre de este año 2020.

Según la información publicada hoy, entre enero y junio de 2019 un total de 1.315 personas procedentes de otras 49 provincias fijaron su residencia en Segovia.

Destacan los procedentes de Madrid, 631, seguidos de Valladolid (107), Ávila (39), Salamanca (39), Burgos (32), Toledo (30), Alicante (23), Murcia (20), Palencia (20) y Baleares (19), mientras que no llegó nadie desde dos provincias gallegas, Lugo y Ourense.

Por otro lado, salieron de Segovia, para fijar su residencia en ese mismo periodo en otras provincias 1.277 personas, siendo también Madrid el principal destino, en 577 casos, seguido de Valladolid (152), Burgos (51), Ávila (43), Barcelona (35), Alicante (35), Toledo (30), Valencia (23), Málaga (19) y Murcia (19). Los residentes que se fueron de Segovia en el primer semestre del año pasado al resto de España se distribuyen también entre 49 provincias, con dos únicas excepciones, Cuenca y Teruel.

Saldo interprovincial

Con estos datos, Segovia registra un saldo migratorio interprovincial positivo, de 38 personas, 31 hombres y 7 mujeres.
Aun siendo una cifra pequeña y provisional, marca tendencia porque ya en el segundo semestre de 2018 aunque se registró un salo negativo este fue menor que en todos los semestres anteriores desde que el INE publica esta información.

En este sentido, desde ese momento, el primer semestre de 2008, y hasta el 1 de enero de 2019, Segovia había perdido casi 6.000 habitantes (5.999) en relación a la población que se había marchado para fijar su residencia en otras provincias españolas y que no fue compensada con la llegada de otros residentes en el Estado.
Particularmente negativos fueron los años de la crisis económica, cuando entre el primer semestre de 2011 y el segundo de 2015 el saldo migratorio interprovincial acumulado muestra – 3.736 residentes.

Saldo con el extranjero

También fue positivo el saldo migratorio entre Segovia y el extranjero, en este caso más elevado, 301 personas y llama la atención que dos de cada tres son mujeres.
Según la información que maneja el INE, en el primer semestre de 2019 llegaron a la provincia procedentes de 36 países 853 personas, mientras que se marcharon otras 552 desde Segovia para fijar su residencia en un total de 33 estados.

En este caso, el saldo migratorio ha sido positivo en Segovia desde 2008 con la excepción de los años 2012, 2013, 2014 y 2015 y el primer semestre de 2017 (-23) y el mismo periodo de 2009 (-168).

El saldo migratorio acumulado en la provincia suma un total de 555 residentes desde enero de 2008 y hasta el 30 de junio del año pasado. Sin embargo, en el caso de los españoles ha sido negativo, pues en los últimos once años y medio se fueron más que llegaron, siendo la diferencia de 582.

Por el contrario el saldo con los residentes procedentes de otros países es claramente positivo, con un total de 1.140, aunque hay que matizar que esta cifra se debe sobre todo a la llegada de mujeres (1.890), mientras que en el caso de los hombres extranjeros el balance después de esos años ha sido negativo (- 749).

En el conjunto del Estado el saldo de inmigrantes españoles que retornaron en el primer semestre de 2019 ha sido positivo por primera vez desde 2008, cuando el INE inició la serie.

Hondureños, venezolanos y colombianos

Entre los inmigrantes que llegaron a Segovia para fijar su residencia en la provincia durante el primer semestre del año pasado destacan los hondureños (125), seguidos muy de cerca por venezolanos (116) y colombianos (106) y, a continuación, búlgaros (85), marroquíes (85) y rumanos (58). A más distancia se sitúan los procedentes de Cuba (29), República Dominicana (16), Italia (14 ), Argentina (10) y Brasil (10).

En cuanto a los 552 emigrantes que salieron de la provincia para buscar mejores oportunidades en otros países en ese mismo periodo,125 tenían nacionalidad española. 47 de estos últimos tenían entre 25 y 34 años y 25, entre 40 y 49 años. 111 siempre habían residido antes en España.

Entre los 427 extranjeros, 128 se marcharon a Rumanía, 124 a Bulgaria, 50 a Marruecos y 40 a Polonia.

52 habían llegado a la provincia en 2007, 49 en 2008, 45 en 2016 y 34 antes de 2001.