Publicidad

La crisis sanitaria del Covid-19 lamentablemente no ha mermado las cifras de otra epidemia, en este caso social, que año tras año causa también dolor en las familias. La violencia de género sigue siendo una lacra que  se mantiene viva, donde Segovia ocupa el dudoso honor de ocupar el primer lugar al ser la provincia que el pasado mes de mayo registró la tasa más elevada de llamadas al teléfono de atención a las víctimas de violencia machista, con una ratio de 645,2 por millón de mujeres.

Los datos registrados en el boletín estadístico mensual de la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género ratifican  a la provincia con la ratio de llamadas más elevada, cuyo porcentaje supera la media nacional, cifrada en 407,7 por millón de mujeres y casi duplica la media autonómica de 390,7.

Estos porcentajes se extraen a través del número de llamadas registradas al teléfono 016 en Castilla y León, que el pasado mes registró un total de 422 llamadas, de las que 43 procedieron de Segovia. Así,, la provincia ocupó el cuarto lugar en este registro,  con León en primer lugar con 81 llamadas, 62 en Salamanca, 61 en burgos, 29 en Palencia, 23 en Ávila, 18 en Valladolid, 11 en Zamora, y solo cuatro en Soria, el menor número en toda España.

Pero en el balance interanual, Segovia vuelve a situarse a la cabeza, registrando un aumento del 258,3 por ciento más que en el mismo periodo de hace un año, seguida de León, con un 84,1, y Palencia, con el 81,3. En algunas provincias bajaron las llamadas, con el 36,1 en Ávila y el 33,3 en Soria, mientras que no hubo variación en Zamora, con el 19,6 en Burgos.

De esas 422 llamada en Castilla y León, 307 las formuló la usuaria, 98 familiares o llegados y 17 otros, y suponen un 40,2 por ciento más que en el mismo mes del 2019; datos que pueden ser extrapolables en cuanto a porcentajes a los registrados en Segovia.

Así, en cuanto a la persona que efectúa la llamada, durante mayo, el 66,5 % fueron hechas por la propia usuaria, lo que supone una disminución de 0,1 puntos porcentuales con respecto al mismo mes del año pasado; el 24,7 % fueron efectuadas por familiares y allegados, y el 5,6 % por otras personas.

A nivel nacional, el teléfono 016 de atención a las víctimas de violencia machista recibió en mayo 8.414 llamadas, lo que supone la segunda cifra más alta de los tres últimos años y la tercera más alta de toda la serie, y representa un 41 % más que en el mismo mes del pasado año.

En los primeros cinco meses del año han pedido ayuda a través de ese teléfono 34.056 personas en España, lo que supone un 25 % más con respecto al mismo período del año 2019, siendo el promedio de llamadas diarias durante el mes de mayo de 2020 es de 271.