La alcaldesa y la edil de Cultura, con el cartel, en compañía de los directores de festivales y otros implicados en la iniciativa. / E. A.
Publicidad

Hace tiempo que se sabía que este verano no iban a celebrarse ni las fiestas de la ciudad ni cuatro festivales segovianos, empezando por el más veterano, MUSEG (Festival de Segovia), que nació en los años setenta del siglo pasado, siguiendo por Folk Segovia, con una trayectoria que se acerca a las cuatro décadas, y dos más jóvenes, Música Diversa y Vete al fresco, pero ya consolidados y con mucho tirón de público. Sus responsables, sin embargo, no han parado de trabajar desde hace aproximadamente dos meses, de forma colaborativa y junto a la Concejalía de Cultura, para “reinventar” la programación musical en torno a una convocatoria conjunta que se ha denominado ‘Segovia, un oasis de cultura’ y suma más de 500 conciertos hasta el 5 de septiembre.

La alcaldesa, Clara Luquero, acompañada por la concejala de Cultura, Gina Aguiar, y por los responsables de los citados festivales, ha presentado un avance de este programa cultural que tendrá un presupuesto aproximado de 200.000 euros (sin incluir IVA). El Ayuntamiento aporta el 50 por ciento del presupuesto y el resto la Fundación Don Juan de Borbón, a través de la fusión de las partidas del presupuesto municipal que iban a destinarse a los citados festivales. La iniciativa cuenta también con el apoyo de Coca Cola y la Agrupación Industrial de Hosteleros Segovianos (AIHS).

La programación tiene dos ejes; por un lado, los sábados del verano, del 4 de julio al 5 de septiembre, se sucederán diez conciertos de diferentes estilos, incluyendo uno dirigido al público infantil, en el Jardín de los Zuloagas y, por otro, 13 barrios o zonas de la ciudad acogerán más de 500 actuaciones los viernes y sábados, en una iniciativa que pretende apoyar tanto a músicos, creadores, técnicos de sonido, etc. segovianos como a dos sectores castigados por la crisis sanitaria de la Covid-19, el comercio y la hostelería. Está previsto que participen en torno a 70 profesionales segovianos en conciertos de pequeño formato que incluirán ritmos que van del folk al jazz, pasando por la música clásica, la de autor, sonidos latinoamericanos o rock, entre otros.

Recaudación solidaria

Para el ciclo que se desarrollará en el Jardín de los Zuloaga se ha fijado un precio general de 10 euros, a excepción del espectáculo infantil ‘Hamelín… con la música a otra parte’, el 19 de julio, y de un concierto que ofrecerá la Ensemble de la Orquesta Sinfónica de Castilla y León el día de Santiago, el 25 de julio, que tendrán un coste de 3 euros. Además, habrá descuentos del 20% para los menores de 25 y para los mayores de 65 años (8 euros) y del 70% para desempleados (3 euros).

La alcaldesa ha recalcado que la recaudación se destinará a Cruz Roja Española en Segovia, con el objetivo de paliar los efectos económicos motivados por la pandemia del coronavirus, a través de la adquisición de productos perecederos en comercios locales para familias o personas necesitadas.

Las entradas están a la venta desde mañana, 24 de junio, en la web turismodesegovia.es y desde el 1 de julio en el Centro de Recepción de Visitantes del Azoguejo.

El ciclo lo abrirá el 4 de julio un espectáculo que suma poesía y música, ‘Elvira en voz’, con Elvira Sastre y el músico Manu Mínguez, que sigue la estela de la experiencia ‘Desordenados’, que protagonizó la escritora segoviana junto a Andrés Suárez y recibió una gran acogida por parte del público el año pasado en el WiZink Center de Madrid, según ha comentado la coordinadora de la Fundación Don Juan de Borbón y directora del MUSEG, Noelia Gómez.

El programa lo completan La Musgaña y Free Folk (18 de julio), el espectáculo flamenco de Macarena Ramírez (1 de agosto), noche de jazz y tango con la Let Children Play Big Band y La Lunfardita (8 de agosto), una velada funky-soul con Freedonia (15 de agosto), una gala de ópera y zarzuela a cargo de la mezzosoprano segoviana Cristina del Barrio y el tenor Miguel Borrallo (22 de agosto), el pop-rock de Rebeca Jiménez y Sisters&Bro (29 de agosto) y el dúo Mondongo Swing y La Banda del Búho (5 de septiembre).

Seguridad

La concejala de Cultura ha insistido en la elección, no casual, del Jardín de los Zuloagas para desarrollar este ciclo, un emplazamiento junto a la iglesia de San Juan de los Caballeros que permite controlar el aforo, que se reducirá a 231 localidades (siguiendo las recomendaciones que había para la Fase 2 de desescalada), con butacas numeradas y preasignadas situadas a metro y medio.

Cartel de la iniciativa ‘Segovia, un oasis de cultura’

El autor de la imagen del ciclo es Gonzalo de la Osa

La imagen del programa cultural de verano (para carteles, camisetas, etc.) es obra del artista segoviano, que la ha diseñado evocando un espacio que, “lejos de ser un espejismo, es por fin una realidad para disfrutar de una programación cercana”.

Cristina Ortiz, directora de Folk Segovia. / E. A.

Cristina Ortiz, directora de Folk Segovia

El pasado día 9, Folk Segovia anunciaba en redes sociales la suspensión de la edición correspondiente a este año, añadiendo un mensaje de esperanza: “que en el próximo año podamos encontrarnos de nuevo alrededor de las músicas de raíz que, con certeza, volverán a sonar en las noches del verano de 2021”. El festival, con más de tres décadas de historia, ha renovado su dirección que ha asumido la intérprete segoviana Cristina Ortiz, quien comenta que lo conoce muy bien porque se ha criado “vendiendo entradas, colocando sillas” y también como intérprete participando con la formación Free Folk.