Un autobús espera la llegada de los viajeros en la estación de Segovia-Guiomar. / Kamarero
Publicidad

Los nuevos horarios de las líneas 11 y 12 de los Urbanos de Segovia superaron, y con nota, su primer día de funcionamiento. La negociación entre el Ayuntamiento, Avanza y los usuarios de Alta Velocidad parece no haber dejado ningún flanco sin cubrir y todas las rutas conflictivas se saldaron ayer con pleno de viajeros a bordo.

“La gente súper contenta, todo el mundo ha llegado muy bien con los horarios. En las frecuencias que no se han cambiado, y no había problemas, todo ha seguido igual y en el resto no hay ni una sola queja”, explica Silvia, una de las usuarias más activas de la Plataforma, quien además ensalza el ‘nuevo’ talante de los conductores: “Han esperado incluso más de lo acordado. Ha habido un tren que ha llegado con retraso por un minuto o dos y han esperado a que todo el mundo llegase, preguntando además si faltaba alguien por aguantar un poco más más. Muy amables”, asegura.

Los usuarios celebran esta actitud, que reconocen que no ha sido siempre la que ha imperado, incluso después de las reuniones mantenidas con la Concejalía.

En cualquier caso, los actualizados horarios recién estrenados solo estarán en vigor unos dos meses, cuando se realicen las modificaciones definitivas de las frecuencias del servicio. “Creemos que no habrá problema. Con el nuevo modelo habrá autobuses cada 15 y 20 minutos y tendremos margen para organizarnos mejor”, afirma Silvia.