Los responsables sanitarios se escudan en que el edificio del Hospital Policlínico no es de titularidad de la Junta. / KAMARERO
Publicidad

La Consejería de Sanidad descarta recuperar la actividad en el Hospital Policlínico y tiene marcados como objetivos prioritarios en la provincia de Segovia: la Unidad de Radioterapia y los centros de salud ‘Segovia IV’ y el de la villa de Cuéllar.

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, se ha mostrado contundente durante la visita realizada este lunes al Complejo Asistencial de Segovia: “Tenemos que cerrar este tema del Policlínico porque es un edificio que no es nuestro y no lo vamos a reabrir”. Casado considera que seguir hablando de esta reivindicación sería “engañar y marear un debate que ahora no podemos tener” porque “retrasarían decisiones” sobre mejoras de recursos asistenciales que sí son de la Consejería.

La reclamación del Policlínico toca de frente al actual gerente de Sacyl, Manuel Mitadiel, quien como procurador regional de Ciudadanos en la anterior legislatura defendió la recuperación del uso sanitario del edificio de la calle San Agustín. Así en febrero de 2016, Mitadiel se dirigía en las Cortes a los responsables del mismo departamento que ahora tiene él bajo su responsabilidad y como representante de Cs decía sobre el Policlínico: “Queremos instar a la Consejería de Sanidad para que, a través de la Gerencia Regional de Salud, realice un proyecto para su recuperación completa para usos sanitarios, a desarrollar en fases sucesivas y con presupuestos definidos”. Durante la visita que ayer hizo junto a la consejera, Mitadiel admitió haber variado de posicionamiento porque entiende que a la luz de los informes técnicos “no hay una necesidad asistencial” que lleve a “meternos en un edificio que no es nuestro”.

“Yo no estoy en posesión de la verdad y si me dan argumentos que me hacen cambiar mi planteamiento soy capaz de cambiarlo” dijo el gerente de Sacyl para señalar a continuación que los tres objetivos prioritarios de su departamento son la construcción de los centros de salud Segovia IV y el de Cuéllar y la implantación de una unidad de radioterapia, que son servicios “absolutamente necesarios”.

Radioterapia

La consejera de Sanidad ha asegurado en Segovia que “se va aponer en marcha la radioterapia en esta ciudad” aunque “no puedo dar plazos porque necesitamos permiso de intervención y de los consejos de seguridad a la hora de ver si podemos acaballar los procesos de poner un acelerador lineal, construir los búnker y la contratación, para reducir tiempos”, ha declarado.

Después de mantener una reunión con la presidencia de la junta provincial de la Asociación Española Contra el Cáncer, Ana Sanjosé, la consejera ha declarado que la implantación de unidades de radioterapia es un asunto “absolutamente prioritario en todos los sitios” de la Comunidad donde son necesarias. “No se trata de una cuestión política sino sanitaria”.

A preguntas de los periodistas los dos representantes de Sanidad han comentado que ya están aprobados los planes funcionales del centro de salud Segovia IV, se está redactando el proyecto de obra y lo que queda es “empezar a construirlo” en el barrio de Nueva Segovia. “Ya sea mediante tramitación anticipada si no disponemos de presupuestos o mediante tramitación normal, sacaremos la obra” ha adelantado Manuel Mitadiel.

Verónica Casado ha celebrado reuniones con el equipo directivo y la junta técnico asistencial del Hospital General, así como con los equipos directivos y coordinadores de Atención Primaria. Durante la visita estuvo acompañada por el delegado territorial de la Junta, José Mazarías; el gerente del Área Asistencial de Segovia, José Manuel Vicente Lozano; y la procuradora de Ciudadanos Marta Sanz, además del gerente de Sacyl.

Hospital de primer nivel

Para la consejera, “en esta provincia podemos estar orgullosos del nivel de asistencia que se proporciona; el hospital es el primero en su nivel, tiene muy buenos indicadores, aunque hay áreas donde mejorar; es de los primeros que ha puesto en marcha las consultas de alta resolución, la teleasistencia y tiene dos unidades de cuidados paliativos”. Además, ha añadido Casado, “la lista de espera quirúrgica se ha reducido y las de consultas y de pruebas se está trabajando mucho para reducirlas”. Precisamente uno de los retos de Sanidad es reducir las esperas tanto de consultas externas como de pruebas diagnósticas y afrontar la falta de profesionales. Este déficit hace que “diez especialidades estén en precario” y genera un problema de funcionamiento, pero “estamos intentando resolverlo escuchando mucho a los profesionales”, ha manifestado la titular de Sanidad