Renfe inicia hoy el registro para hacerse con los abonos gratuitos

La empresa estatal de transportes habilita los trámites tanto en su página de Internet como en la aplicación para solicitar los pases a coste cero.

El pasado 12 de julio se produjo en el Congreso de los Diputados el Debate sobre el Estado de la Nación. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la primera intervención del día, enumeró las medidas que su ejecutiva pensaba poner en marcha para paliar los efectos de una crisis que, según anticipan varios expertos, afectará a la economía sobre todo en otoño.
Una de las políticas que más llamó la atención fue el anuncio de que los abonos de media distancia de Renfe pasaban a costar un total de cero euros desde el 1 de septiembre hasta fin de año. Ayer, la empresa estatal comunicó que hoy, lunes, la ciudadanía puede comenzar los trámites de la solicitud de uno de estos pases gratuitos a través de la página web o de la aplicación para dispositivos móviles. Las peticiones no se gestionarán hasta el 24 de agosto, pero, según informa EFE, la intención de Renfe se centra en que la población “se registre con tiempo” y que la obtención de los pases sea más sencilla.
A fin de que los usuarios aprendan todo sobre la nueva medida, se ha habilitado un espacio en la página donde todo lo relativo a ella queda explicado.

Fianzas
En el caso del abono de Cercanías, será necesario abonar un total de diez euros a modo de fianza. Se devolverán, explica el Gobierno, solo en el caso de que el usuario realice un total de 16 viajes durante todo el período en el que la gratuidad se mantenga vigente. En lo que respecta al de Media Distancia, la fianza asciende hasta los veinte euros.
Por otro lado, se crearán abonos nuevos en los servicios comerciales de alta velocidad, con condiciones similares a los servicios de Avant, con el fin de que los desequilibrios territoriales sean mitigados. La bonificación para estos pases, sujeta a algunas condiciones, será del cincuenta por ciento.
Además del objetivo de paliar alguno de los efectos de la presente crisis, el Gobierno tiene la intención de minimizar el gasto y fomentar el ahorro energético con estas bonificaciones. Para poder sufragarlas, el Ejecutivo ha hecho entrega de un total de 210 millones de euros a Renfe.