El concejal y portavoz de Podemos-Equo en el Ayuntamiento, Guillermo San Juan. / El Adelantado
Publicidad

n n n La próxima apertura de una nueva sala de apuestas en la ciudad –la octava ya–, esta vez en el barrio de San Lorenzo, ha impulsado al grupo municipal de Podemos-Equo a solicitar al Ayuntamiento de Segovia que demande a la Junta de Castilla y León –administración competente– una moratoria para paralizar la concesión de nuevas licencias para este tipo de locales, al menos hasta que se tramite la nueva normativa comprometida por el Ejecutivo autonómico, “tal y como se ha hecho en otras comunidades”.

Recuerda la formación morada que la actual Ley reguladora del Juego y de las Apuestas de Castilla y León data de 1998. Los movimientos para su actualización ya han comenzado; el pasado mes de noviembre el grupo parlamentario socialista en las Cortes presentó una proposición de Ley al respecto, siguiendo, además, las recomendaciones del Procurador del Común para la modificación de los elementos centrales de la norma y estableciendo la necesidad de una distancia mínima entre estos locales y, por ejemplo, los centros educativos.

Asimismo, el grupo que lidera Guillermo San Juan propone modificaciones parciales del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) y de la normativa urbanística local para que se establezcan limitaciones numéricas que frenen la concentración y proliferación de casas de apuestas.

“La proporción de salas de juego por habitante es superior en Segovia a la que registran ciudades como Valladolid o, incluso, Madrid. Además, hay que destacar el impacto negativo que estos negocios tienen para los pequeños bares de barrio debido a las prácticas de competencia desleal que emplean, con consumiciones gratis y a precios muy por debajo del mercado para atraer jugadores”, explica el concejal Guillermo San Juan. n