piscina municipal de Segovia
Usuarios de a piscina municipal de Segovia. / NEREA LLORENTE

A pesar de las dificultades surgidas por el nuevo modelo de contratación que ha traído la nueva reforma laboral (que conlleva el fin de los contratos laborales temporales y los contratos por obra y servicio), los ayuntamientos de la provincia de Segovia encaran los últimos preparativos para reabrir las puertas de sus piscinas municipales, una vez la temperatura ya acompaña y el curso escolar finaliza.

Como otros años, muchos ayuntamientos pretenden situar su fecha de apertura próxima a la llegada de las vacaciones escolares. Algunos de ellos todavía continúan pendientes de realizar las correspondientes obras de mejora o acondicionamiento, o incluso a falta de las adjudicaciones a empresas privadas, como es el caso de Cantalejo o Sepúlveda, cuya situación es de total incertidumbre ahora mismo.

La nota positiva es que esta nueva temporada elimina las restricciones por el coronavirus que durante los últimos dos veranos acompañaron a los bañistas. Este verano, en las piscinas de la provincia ya no será obligatorio ni el uso de la mascarilla en los recintos y los espacios abiertos ni mantener la distancia de seguridad con separación delimitada de parcelas entre los usuarios. Las piscinas por fin recuperan algo de normalidad tras dos años muy complicados a nivel de aforo, higiene y normativa sanitaria.

En Segovia capital, desde el Ayuntamiento, se ha anunciado que la fecha de apertura será similar a la de años anteriores. Todavía no se ha señalado una jornada en concreto, pero en 2021, el servicio se puso en marcha el 18 de junio. En los próximos días, la piscina municipal recibirá las inspecciones pertinentes después de haber recibido mejoras en las instalaciones, como una nueva caseta de lectura, reajustes en la impermeabilización del vaso principal o la instalación de nuevas sombrillas.

Dificultades añadidas

En localidades como Cantalejo o Sepúlveda el proceso de apertura no está siendo fácil. En la localidad briquera, la concejal Aurora Berzal anunció la apertura de la piscina municipal para el próximo 17 de junio, siendo el pueblo más tempranero en abrir sus puertas y confirmando además que por primera vez será una empresa privada quien se haga cargo de los servicios de la piscina.

En el caso de Sepúlveda existen dudas sobre cual es la situación administrativa de la piscina municipal y cuando se podrá dar una fecha definitiva de apertura. El Ayuntamiento espera resolver los problemas surgidos con la anterior empresa adjudicataria, con la cual se rescindió el contrato vigente, y espera reabrir el recinto entre el 1 y 2 de julio. Según el PP sepulvedano, la empresa beneficiada con el anterior contrato contrajo una deuda con el Ayuntamiento de 42.000 euros y aún no se ha adjudicado el nuevo contrato. Desde la corporación municipal se espera resolver los inconvenientes durante estos días, ya que ahora mismo existe una total incertidumbre sobre cuándo y de qué forma se resolverá el problema, algo que empieza a preocupar a los vecinos. Todo ello sumado a la nueva ley de contratos, que dificulta tanto las gestiones del propio Ayuntamiento como la contratación del personal.

Sepúlveda y Cantalejo están buscando nuevas vías para poder contar con personal que pueda llevar a cabo este servicio ajustándose a las nuevas necesidades de contratación.

En el caso de Cuéllar, la fecha de apertura está prevista para el 24 o el 25 de junio. La localidad ha realizado mejoras con la instalación de un circuito de agua caliente en la piscina grande y desde el Ayuntamiento destacan “la vuelta a la normalidad desde este verano”. Ya no serán necesarias en el recinto las restricciones de aforo y la piscina podrá llenarse al 100% de su capacidad.

Las piscinas municipales perfilan los últimos detalles para su apertura
Piscina de Cuéllar.

En El Espinar, todavía no existe una confirmación oficial, aunque se espera que la temporada arranque a primeros de julio después de realizar trabajos de mejoras en el vaso de la piscina y de reacondicionamiento de los jardines y zonas verdes.

Mismo caso que en Torrecaballeros, quienes están adelantando los trabajos de acondicionamiento y mejora de las instalaciones a la espera de poder ofrecer una fecha concreta de apertura. En este caso, la localidad se encuentra a la espera de las pruebas sanitarias pertinentes para poder abrir sus puertas.

En La Losa, Valverde del Majano y La Lastrilla también destacan la ausencia de restricciones de cara a esta nueva campaña de verano. En la primera localidad, las piscinas abrirán el próximo día 23 de junio, aunque todavía continúan pendientes de realizar las correspondientes inspecciones. En Valverde del Majano abrirán el próximo día 25 y en La Lastrilla el 23 de junio, ambas localidades también sin restricciones por la pandemia. También comenzarán su actividad el día 23 en Otero de Herreros.

A pesar de que muchos municipios de la provincia han anunciado que no llevarán a cabo restricciones de aforo y otras medidas sanitarias contra la pandemia en su recinto, en otros todavía son cautos y están a la espera de confirmación por parte de la empresa adjudicataria sobre qué protocolo llevar a cabo. Es el caso de la piscina de Cabezuela, localidad que abrirá sus puertas el próximo 25 de junio y que también ha realizado en este periodo obras de mejora en su piscina con la instalación de una escalera de fácil acceso de cinco peldaños con el fin de facilitar el acceso al vaso de la piscina.

En Turégano, la fecha estimada de apertura está citada entre el 24 y el 25 de junio, también sin confirmar cuales serán los protocolos a seguir por parte de la empresa encargada de la gestión.

En Aguilafuente, han decidido que sea también el 24 de junio la fecha en la que se dé inicio a la campaña veraniega y a la apertura de la piscina. El cambio del liner del interior del vaso y la reforma de la instalación eléctrica son las mejoras que se han realizado desde el Ayuntamiento, que en este caso es el gestor directo de la piscina. Aquí, no habrá tampoco restricciones ni de aforo ni de uso de mascarilla dentro del recinto.

Han sido varias las dificultades a afrontar desde las administraciones, pero en este momento ya se enfila la puesta a punto de cada una de las instalaciones con el fin de que este verano los vecinos puedan disfrutar y los chapuzones vuelvan a ser los protagonistas en toda la provincia.