Pintores pensionados en Segovia
Los jóvenes artistas desarrollarán todo su talento en los espacios naturales y urbanos de Segovia. / KAMARERO

La Real Academia de Historia y Arte de San Quirce ultima ya los detalles de una nueva edición del Curso de Pintores Pensionados del Paisaje de Segovia, que reunirá un total de 14 alumnos y alumnas de otras tantas escuelas y facultades de Bellas Artes de toda España en torno a algunos de los escenarios y rincones más hermosos de la capital y de la provincia.

Entre los días 1 al 21 de agosto, los alumnos recorrerán con sus caballetes y pinturas los rincones de la ciudad y algunos de la provincia para poder impregnarse de la luz y color de Segovia que ha atraído a centenares de artistas que han pasado por esta experiencia artística y formativa.

La principal novedad reside en el cambio de sede del curso, ya que las obras que tienen lugar en la residencia del Palacio de Quintanar obliga a trasladar aulas y talleres a la Casa de Espiritualidad San Frutos, que dotará a los alumnos de espacios de encuentro y creatividad durante su estancia en Segovia.

La dirección del presente curso corresponde a Joaquín Millán Rodríguez, artista especializado fundamentalmente en la pintura, el dibujo y el grabado, siendo profesor asociado de Universidad Complutense de Madrid y partícipe de varias líneas y grupos de investigación sobre el paisaje. La organización y producción del curso correrá a cargo de Fernando Herranz Solís y Sonia Tapias, apoyándose siempre en la Academia de San Quirce como pilar y motor fundamental del curso.

Entre las actividades del programa, además de las horas de pintura al aire libre y de taller, se realizarán varias sesiones de formación, que incluyen excursiones que promueven el conocimiento de la provincia de Segovia, en este caso el entorno natural de las Hoces del Río Duratón, y la ermita de San Frutos, visita que será guiada por el geólogo y profesor Jesús Gómez Casado y una visita vespertina a los jardines y entorno del Palacio Real.
También habrá ponencias y sesiones teóricas en las que intervendrán destacadas personalidades del mundo artístico a nivel nacional.

El curso llegará a su fin con la muestra de la obra de los alumnos en las salas de La Alhóndiga, entre los días 18 y 21 de agosto, en cuya inauguración se concederán los tradicionales diplomas y medallas a los alumnos del curso.

Como en ediciones anteriores, el curso ha sido posible gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Segovia; de la Junta de Castilla y León, a través de la Fundación Siglo para las Artes, de la Diputación de Segovia, así como del Patronato del Alcázar de Segovia y de la Fundación Rodera Robles. De igual modo, muchos hosteleros han ofrecido su colaboración con el curso, como el Restaurante Mesón Cándido, El Bernardino, Casa Duque, una colaboración que se materializa en la acogida de los alumnos en sus respectivos restaurantes.