Audiencia Provincial Coches Policia Nacional KAM9939
Vehículos policiales ante la fachada del Palacio de Justicia. / KAMARERO

La Audiencia Provincial acoge un juicio en el que se analizará una supuesta estafa ocurrida hace tres años consistente en la compra de dos vehículos sin que la dueña del dinero haya podido utilizarlos.

De acuerdo con la versión de la Fiscalía Provincial de Segovia, el acusado inició una relación de convivencia con una mujer y trazó un plan dirigido a «aprovecharse económicamente» de ella. Al parecer él era conocedor de la «fragilidad mental y personalidad especialmente manipulable de ella«, por lo que con ánimo de lucro la convenció para la compra de un vehículo en el mes de julio de 2018.

El vehículo en cuestión tenía un precio de 13.950 euros. Para ello solicitaron un préstamo por importe de 19.792 euros que le fue concedido a ella, siguiendo las instrucciones del hombre ahora acusado. El préstamo fue domiciliado en la cuenta bancaria de ella, de modo que los recibos los pagaría la mujer.

Pocos días mas tarde, a comienzos del mes de agosto, «siguiendo las indicaciones del encausado«, cambió la titularidad del turismo en favor de él «sin que en ningún caso ella haya podido disponer del mismo«.

Nuevamente el 24 de agosto, él volvió a convencer a ella para que adquiriera otro turismo por importe de 17.500 euros, siendo financiada dicha compra por la entidad a la que ella había vuelto a pedir un préstamo por importe de 25.342 euros. De nuevo el pago se domicilió en el mismo número de la cuenta bancaria de ella. Unos días más tarde y siguiendo sus indicaciones, se cambió la titularidad del turismo recién comprado en favor del encausado sin que ella haya podido disfrutar del vehículo.

Ante estos hechos, la Fiscalía considera que se trata de un delito continuado de estafa, y el acusado es responsable como autor recogido en el artículo 28 del Código Penal.

Por todo ello, la Fiscalía propone para él una pena de tres años de prisión y el pago en concepto de indemnización por importe de 45.134 euros más intereses a la perjudicada.