Ordenan a un funcionario permanecer junto a un preso con Covid mientras hacía una videollamada

El sindicato CCOO critica la orden denuncia dada por la directora del centro penitenciario de Perogordo, por considerarla innecesaria y arriesgada

El sindicato CCOO ha denunciado la orden dada por la directora del Centro penitenciario de Segovia, Milagros Rodríguez, al funcionario de servicio en comunicaciones para realizar una videollamada al Juzgado Penal 1 de Segovia en la celda de un interno que estaba contagiado de en Covid. La videollamada, que se realizó en la galería destinada a los internos que dan positivo en coronavirus, no cuenta con ventilación, y con la puerta de la celda del interno semiabierta. Fue realizada a través de un teléfono móvil y con la única protección, para el funcionario, de una mascarilla.

La orden de realizar dicha videollamada, en un primer momento verbal y posteriormente por escrito, fue emitida por la directora del Centro Penitenciario de Perogordo con 15 minutos de antelación a realizarla, según CCOO, que también recordó que este funcionario es representante sindical en el centro.

El funcionario de prisiones ya había advertido al juzgado y a la dirección del centro que estaban exponiendo al trabajador a un riesgo grave e innecesario. “Pese a poner en conocimiento los riesgos, la dirección del centro ordenó que se realizara la videollamada. Esta se efectuó en la galería de cuarentena de internos Covid, en presencia del trabajador y el interno positivo en Covid durante más de 30 minutos”, expusieron.

Para CCOO, estos hechos representan “una grave agresión, irresponsabilidad y menosprecio a la salud del trabajador, no solo al funcionario afectado, sino al resto de funcionarios, internos y trabajadores del centro penitenciario”, dejando al margen la valoración sobre “las posibles consecuencias nefastas que puede acarrear al resto de las familias, compañeros y amigos/as del trabajador”.

Esta orden es, dice, “completamente innecesaria” por parte de la dirección del Centro Penitenciario que expone, “con temerario e imprudentemente desprecio, a los trabajadores penitenciarios a un riesgo grave frente a un claro agente biológico, que ya se ha demostrado su alto grado de transmisión y, desgraciadamente, su alta mortalidad”, cuando debería de ser ella “la principal responsable y garante de la salud laboral de los trabajadores del centro penitenciario”.

Desde la Secretaría de Salud Laboral y Acción Sindical de Segovia avanzaron que van a realizar un seguimiento del trabajador afectado, ante la posibilidad de un resultado positivo. Además recordaron que han puesto estos hechos en conocimiento de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias.

“Vamos a notificar los hechos y la orden de dirección a los delegados de prevención del comité de seguridad e higiene del centro penitenciario y a la Junta de Personal. Asimismo, vamos a poner en conocimiento a la Subdelegación del Gobierno en Segovia el contenido de la Orden de Dirección y los hechos sucedidos”, dijeron a través de un comunicado.