Publicidad

Operarios municipales iniciaron ayer los trabajos de limpieza de pintadas de colectivos antifascistas realizadas en las ruinas del antiguo convento de San Agustín el pasado fin de semana. Posteriormente se han realizado acciones reivindicativas como teñir de rojo el agua de fuentes públicas el pasado miércoles, día 20.

Por su parte, la alcaldesa, Clara Luquero, ha afirmado esta semana que “aunque se respete cualquier tipo de reivindicación, hay que saber reivindicar respetando también lo que es de todos los segovianos: las fuentes, los edificios o ruinas de edificios históricos…”.

Añadió también que desconocía si se había identificado a los autores.