Los arzobispos de Sevilla y Valladolid predicarán el novenario de La Fuencisla

El obispo de Segovia y su homólogo de Corocoro (Bolivia) presidirán las eucaristías junto a los cardenales

3

Un año más, el corazón espiritual de Segovia vuelve a latir con más intensidad coincidiendo con los actos religiosos y litúrgicos del novenario y la fiesta de Nuestra Señora de La Fuencisla, patrona de Segovia.En los diez días que comprenden el periodo entre el 16 y el 26 de septiembre, miles de segovianos se darán cita en la Catedral de Segovia para dedicar un tiempo a la virgen que concentra mayoritariamente la devoción de toda la ciudad.

Para que nada falle, la cofradía de Nuestra Señora de la Fuencisla ha preparado un programa de actividades que este año ofrece una serie de cambios en la estructura de algunas de las celebraciones orientadas a dar una mayor solemnidad a esta fiesta.

Emilio Montero, integrante de la junta directiva de la Cofradía, explica que este año “queremos que la llegada de la virgen a la Catedral se haga con la mayor dignidad posible, centrando todo el acto en la entronización de la imagen en el altar mayor de la Catedral”.

Así, tras recibir a la imagen en la Plaza Mayor por parte de las autoridades locales y provinciales,, el grupo de danzas “La Esteva” interpretará ante la patrona dos jotas populares para posteriormente ser acompañada por el Cabildo Catedral al interior del templo, donde tendrá lugar una procesión por la Via Sacra hasta llegar al Altar mayor, donde a través de un dispositivo diseñado especialmente y que ha sido fabricado por el PCMASA nº2, se subirá la imagen hasta el altar mayor.

Montero destacó como uno de los hitos más importantes de este novenario la importante relación de predicadores que participarán en las eucaristías del novenario, donde sobresale la presencia del arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez y del arzobispo emérito de Sevilla, Carlos Amigo Vallejo, que junto al obispo emérito de Corocoro (Bolivia), Jesús Agustín López de Lama y al obispo de Segovia Angel Rubio, completan una nómina “de auténtico lujo”, según manifestó el representante de la Cofradía.

Siguiendo las prescipciones del reglamento de honores militares aprobado recientemente por el Ministerio de Defensa, la Virgen de la Fuencisla no será cumplimentada por los alumnos de la Academia de Artillería, aunque sí acompañarán el traslado de la imagen tanto en el día de la subida como en el de la bajada.

El himno nacional si que será interpretado para recibir a la virgen en la Plaza Mayor el próximo jueves, ya que según explicó Montero “es una tradición que se viene realizando desde hace muchos años, completamente ajena a los honores militares; ya que se toca en cualquier fiesta de cualquier pueblo cuando entra o sale el santo del templo”.

Por otra parte, la imagen de la patrona de Segovia lucirá este año el manto que a mediados del siglo XX ofreció la cofradía a la virgen, que sufrió graves daños en el derrumbe de la Casa Rectoral en abril de 2005 y que este año ha sido restaurado a expensas de la propia cofradía.

Las expertas manos de María Antonia Muñoz e Isabel Arroyo, en colaboración con Ángela García Bermejo han hecho posible la recuperación de este valioso manto, y los pedazos del original que no han podido ser recuperados se ofrecerán a los segovianos en forma de reliquias durante el novenario, con el fin de sufragar los gastos derivados de su restauración.

Por los rincones del santuario

Los “Domingos de Patrimonio” se acercaron ayer hasta el santuario de Nuestra Señora de la Fuencisla para mostrar a las cerca de una treintena de personas que participaron en la visita los secretos y curiosidades del templo que desde hace casi cuatro siglos alberga a la patrona de Segovia.

Construido al abrigo de las Peñas Grajeras, el santuario es lugar obligado de visita para los miles de devotos de La Fuencisla, así como para los centenares de personas interesadas en admirar las valiosas obras de arte que conserva en su interior.

Guiados por la secretaria del Consejo Rector del santuario y conservadora del templo, Carmen Hernández San Frutos, los asistentes realizaron un completo recorrido por todas las estancias, que comenzó por la fachada y una visita desde fuera a las obras de la Casa Rectoral, actualmente en proceso de reconstrucción tras el derrumbe que el 8 de abril de 2005 destruyó este edificio.

La visita continuó por el coro, donde los asistentes admiraron la restauración del órgano del santuario, para seguir por el presbiterio y contemplar el magnífico retablo y las pinturas que le adornan.

Con las detalladas y bien documentadas explicaciones de la conservadora del templo, los asistentes a la visita admiraron también la belleza del alicatado de azulejos de la antigua sacristía, así como el magnífico cuadro de Ribera de “La Asunción”, que fue restaurado por la Junta y que ahora puede verse en la actual sacristía del templo.

La visita continuó el recorrido por las estancias del actual museo, que conserva los mantos de la Virgen y una interesante selección de ropa litúrgica, para concluir en el camarín de La Fuencisla, en el que los visitantes pudieron contemplar la riqueza ornamental que adorna la imagen de la patrona de Segovia.