Toma de PCR en el Hospital de Segovia. / KAMARERO

Los ‘alarmantes’ datos de la provincia de Segovia en relación a la evolución de la pandemia de la Covid-19 acumulan hasta 28 brotes en las últimas 24 horas, que alcanzan la cifra de los 152, a pesar de que tres focos pasaron este martes a estar inactivos.

Según comunica la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Segovia, los nuevos brotes se localizan trece en Segovia capital, de ámbito familiar y mixto, con un total de 45 positivos y 70 contactos en estudio; dos en Cantalejo, mixto, con seis positivos y once en estudio; dos en Sepúlveda, familiar, con seis positivos y cuatro en estudio. Ambos de ámbito familiar; uno en Palazuelos de Eresma, familiar, cuatro positivos y tres en estudio, uno en Castrillo de Sepúlveda, mixto, tres positivos y siete en estudio; uno en Sebúlcor, familiar, cuatro positivos y tres en estudio; uno en Cuéllar, mixto, con positivos y 16 en estudio; uno en Carbonero el Mayor, con cuatro positivos y cinco en estudio; uno en Cabezuela, mixto, con cuatro positivos y nueve en estudio; uno en San Cristóbal de Segovia, mixto, tres positivos y 20 en estudio; uno en Otero de Herreros, mixto, con tres positivos y cuatro en estudio; uno en La Lastrilla, familiar, tres positivos y siete en estudio; uno en Gomezserracín, mixto, con cuatro positivos y nueve en estudio; y otro en Samboal, mixto, cuatro positivos y 23 en estudio.

Por otro lado, el brote de ámbito sociosanitario de Carbonero se mantiene, pero el de Urueñas contabiliza 21 positivos.