Las máquinas comienzan a trabajar en la avenida de la Constitución

Las obras se inician con la perforación de catas en varios puntos de la vía para confirmar la profundidad de los distintos servicios. La UTE tiene cinco meses para concluir el proyecto

4

Las máquinas excavadoras ya han comenzado a trabajar en la avenida de la Constitución. Durante la pasada semana ya se esperaba el inicio de las obras de remodelación y mejora de la vía, si bien las empresas Padecasa Obras y Servicios, SA, y Saja Construcción y Desarrollo de Servicios estaban ultimando los trámites burocráticos para la constitución de la UTE concesionaria, por lo que durante los últimos días sólo podían llevar a cabo actuaciones previas, como el replanteo, la localización exacta de las tuberías de suministro, etcétera.

Sin embargo, ayer ya arrancaron de manera visible las obras, con la perforación de catas en distintos puntos de la avenida para confirmar la profundidad de los distintos servicios. Y, a partir de aquí, comenzarán con la primera fase establecida en el plan de obra, que se desarrollará en la parte izquierda de la calle, con dos cuadrillas trabajando a la vez, una desde la rotonda de la Universidad hasta el cuartel de la Guardia Civil y la otra desde este edificio hasta la rotonda de Valdevilla. En la segunda fase los trabajos se llevarán a cabo de la misma manera, pero en la parte derecha de la calle; y ya en la última fase se trabajará para quitar los blandones que hay en la calzada, levantando los adoquines en los baches e igualando toda la superficie con asfalto.

La UTE tiene un plazo de cinco meses para la realización de las obras, que incluyen también el cambio de las tuberías de saneamiento, abastecimiento y canalizaciones; y el arreglo de la pavimentación de la calzada —que tendrá un terminado en asfalto y no de adoquines, como ahora—.

mercado Debido al desarrollo de las obras, el tradicional mercado de los sábados se trasladará, ya desde esta semana, al entorno de la plaza de toros, para que los segovianos puedan acudir y aparcar sin problemas.