El portavoz socialista y concejal de Hacienda, Jesús García, se dirige al portavoz del PP, Pablo Pérez, en un pleno. / Nerea Llorente
Publicidad

Todo apunta a que el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Segovia sacará adelante las Ordenanzas Fiscales para el año que viene, que regulan los impuestos, tasas y precios públicos de competencia municipal, gracias a la abstención de Podemos en el pleno previsto para mañana viernes.

El concejal de Economía y Hacienda, Jesús García Zamora, ha informado de novedades como la bonificación recogida en el Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) a pymes y autónomos del municipio para reformas en sus locales o establecimientos, que será del 50% con carácter general pero llegará hasta el 90% en 2021, de forma transitoria, “porque es el año en el que seguramente tengan mayor necesidad” de adecuarlos a las medidas anti Covid , según el edil socialista.

Anuncia también bonificaciones del 50% a familias monoparentales y colectivos de personas vulnerables desde el punto de vista social y económico en la tasa de pruebas selectivas del propio Ayuntamiento, así como en los precios públicos para acceder a actividades culturales y talleres municipales.

Además, se contempla una reducción o bonificación del 25% del IBI durante tres años para inmuebles con instalaciones de aprovechamiento de energía solar.

En una disposición transitoria se introduce la posibilidad de modificar la tarifa para adecuar la tasa de terrazas de hostelería a la ocupación que la situación sanitaria permita. El gobierno municipal descarta, sin embargo, suspender la tasa durante 2021 como habían solicitado algunos grupos políticos y también el sector.

Otra novedad, además de las de mejora técnica, modernización e incorporación de tasas por nuevos servicios (en la estación de autobuses y mercado ecológico), consiste en recoger expresamente que los precios públicos “no vayan necesariamente incorporados a primeros de año sino que en cualquier momento se pueda introducir y establecer un nuevo precio o modificar los existentes”.

Oposición

La oposición considera insuficiente el alcance de las ordenanzas fiscales para el año que viene y el Partido Popular lanzó ayer mismo la propuesta de una rebaja fiscal por valor de 3,5 millones de euros.

El portavoz del PP, Pablo Pérez, pide generosidad a la alcaldesa para que el ingreso extra que va a suponer la posibilidad de utilizar 6.3 millones de los ahorros o remanentes municipales de años anteriores repercutan directamente en familias y empresas a través de la reducción de la carga fiscal.

Entre otras cuestiones, los populares proponen reducir un 10% el IBI, bonificaciones en impuestos como el ICIO y la exención de la tasa de terrazas y la de carga y descarga para hoteles.

Se trata de medidas de carácter puntual; es decir, para aplicar en principio solo el año que viene debido a las circunstancias excepcionales por la pandemia que están generando una importante crisis en Segovia, según Pérez.

El líder del principal partido de la oposición ha recordado que la partida anual de inversiones que el equipo de la alcaldesa Clara Luquero ha recogido en los últimos presupuestos municipales se sitúa en torno a cinco millones de euros, por lo que, aun restando los 3,5 millones que dejaría de ingresar el Ayuntamiento con las medidas que propone para las ordenanzas fiscales de 2021, y sumando los remanentes, dan como resultante la cifra de 8 millones para inversiones a ejecutar el próximo ejercicio.

Pérez ha afirmado en rueda de prensa que “los segovianos no son conscientes de la cantidad de impuestos que están pagando por vivir en Segovia”, ya que el PP sostiene que se trata de una de las capitales de provincia con mayor carga impositiva.

Por su parte, Ciudadanos hizo su propuesta en la Comisión de Hacienda que se celebró el martes, aunque fuera de orden del día, y lo hizo por escrito y con copia a todos los grupos políticos. Su portavoz, Noemí Otero, ha explicado que, tras un estudio exhaustivo de las ordenanzas vigentes, “hemos determinado que la bonificación en varias de las ordenanzas fiscales es la medida más directa, realista y fácilmente aplicable con la que reducir la desmesurada carga impositiva que soportan los segovianos”. En este caso, las medidas que propone reducirían los ingresos municipales en 550.000 euros, un 0,8%, respecto a los procedentes de tasas e impuestos este año.

Desde Podemos, Guillermo San Juan, ha informado de que envío su propuesta a la Concejalía de Hacienda hace dos semanas y la propuesta del equipo de gobierno ha recogido “un 20%” . Por eso avanza su abstención. No se han recogido medidas como bonificaciones en el IBI a familias en situación precaria y, por otro lado, critica que se mantengan bonificaciones a familias numerosas “sin criterios de renta”.