La zona de José Zorrilla alerta del cierre definitivo de muchos negocios

La asociación de comerciantes reclama ayudas directas que eviten que la baja ocupación de locales que existe actualmente se agrave y se convierta en una situación irreversible

La asociación Comerzio José Zorrilla ha advertido de la delicada situación en que se encuentran los negocios de esta zona de la ciudad, y reclaman ayudas directas que eviten el cierre definitivo de muchos de los locales, ante la imposibilidad de hacer frente a la crisis.

Según señala su presidente, Roberto Manso, las pequeñas empresas “están en una situación crítica, muchas de ellas con riesgo inminente de quiebra”. “La mayoría de las empresas que están en situación crítica son pequeñas y medianas empresas (Pymes) que llevan años siendo viables y que, si se les ayudara a sobrevivir en las circunstancias actuales, seguirían siendo rentables a largo plazo”.

En este sentido solicitan ayudas que permitan la supervivencia de estas empresas “que han tenido que estar cerradas durante unos meses, en muchos casos con empleados en ERTE, y que están teniendo una cifra de ventas muy inferior a la de los tiempos prepandémicos, y sin perspectiva de que la situación vaya a mejorar en los próximos meses”.

Consideran que la solución no son los créditos ni los avales, “ya que las empresas en situación crítica no pueden acceder a ellas”. “Las escasas ayudas que hay ahora son de agradecer, pero pedimos ayudas directas para cubrir los gastos fijos que estas empresas han tenido y tendrán durante los periodos de cierre habidos y por haber y durante el tiempo que dure el importante descenso de ventas. Muchos empresarios no pueden acceder a estas ayudas por tener deudas con las administraciones públicas, ya que no han podido hacer frente a esos pagos durante los días que han estado sin ingresos o con los ingresos mermados”.

Por lo tanto, la solución -dicen- son ayudas inmediatas de manera que automáticamente puedan destinarse a pagar, en primer lugar, las deudas que tiene el empresario con las administraciones públicas, y el resto de la ayuda se destinaría a pagar otras deudas y a poder sobrevivir durante los próximos meses. “No pedimos limosna, sino que solicitamos una parte de lo que hemos pagado a las administraciones públicas, mientras hemos podido contribuir con impuestos, puesto que dada la situación de necesidad actual tenemos derecho a recibir estas subvenciones”. A su juicio, todas las administraciones públicas “tienen en estos momentos la obligación de dedicar la principal parte de su presupuesto a salvar a las empresas y por tanto, salvar a las familias de sus trabajadores, en vez de dedicar el dinero a partidas que en estos duros momentos no son urgentes”.

Pulmón económico

Los comerciantes recuerdan que estamos en una situación histórica en la que el principal pulmón económico de Segovia, como es el comercio y la hostelería, está en fase de diezmarse para siempre. “Esta situación sería difícilmente reversible, ya que el empresario que quiebre ahora no va a volver a emprender en los próximos años. La sociedad en general tiene que comprender que salvando a una empresa, se están salvando los puestos de trabajo de sus empleados y autónomos, y las administraciones públicas deben darse cuenta de que es mucho más rentable y barato dar dinero unos meses para salvar una empresa que pagar el paro a esas personas durante años”.

La asociación Comerzio José Zorrilla ha realizado un informe sobre la situación de los locales comerciales de todo este eje urbano. Entre las conclusiones destaca que el número de locales existentes podría suponer entre un cuarto y un tercio de todos los locales comerciales a pie de calle de la capital, aunque “serían más si añadiéramos los locales de Galerías COR y los pisos que hay ocupados por negocios”. “Esta cifra de superficie comercial aumentaría bastante si añadiéramos la gran cantidad de locales existentes en las pequeñas calles que salen de nuestra vía principal y otras calles paralelas”.

En resumen, de todo el conjunto sostienen que en la calle principal existen 205 locales, de los que 38 están vacíos y 167 están ocupados, “con lo que el índice de ocupación medio es del 81%”.

Mejoría

De acuerdo con sus datos, el índice de ocupación comercial en nuestra zona, en general, es muy superior al de otras zonas comerciales de Segovia y de España. “Al ser una calle comercial tradicional y céntrica, los locales que se vacían se vuelven a ocupar muy rápidamente. También es debido a que los alquileres son más baratos que en otras zonas comerciales de Segovia, a que muchos locales pertenecen al propio empresario que los regenta y a que no tenemos gran dependencia del turismo”.

La situación es peor en la parte baja de la calle José Zorrilla, donde el número de locales vacíos (23) supone un tercio del total de locales disponibles (69), y por tanto se puede decir que uno de cada tres locales está sin uso, o que la cantidad de locales vacíos es equivalente a la mitad de los que están llenos. “Es un índice preocupante, dado que la desocupación de muchos de estos locales ha ocurrido durante el último año, y no parece que haya demanda para ocupar los mismos próximamente”.

Añaden que eres de estos locales están en edificios actualmente deshabitados.
“A pesar de estos datos no hay que ocultar que hay muchos locales en toda la calle que han cambiado de negocio, y que hay bastantes empresarios que nos han manifestado que no van a poder aguantar mucho tiempo las pérdidas que está provocando la situación actual, lo que implica que lo peor en cuanto a desaparición de negocios está aún por llegar”.

Los empresarios ubicados en esta zona comercial esperan en contar con el apoyo de las administraciones y también de los propios ciudadanos: “Esperamos contar con los apoyos económicos suficientes y con el apoyo de todos los segovianos, para que la mayoría de nuestros negocios sobrevivan al negro futuro en ciernes. El futuro de Segovia depende de ello”.