Las precipitaciones caídas ayer, en forma de nieve en algunos casos, generaron problemas de circulación en las carreteras próximas a la Sierra. La DGT prohibió la circulación de camiones hacia el mediodía tras registrarse nieve en la calzada, que obligó a los servicios de mantenimiento a movilizar las máquinas quitanieves.

En la carreteras CL-601, de acceso al puerto de Navacerrada fue preciso cortar la circulación, ya que un camión quedó cruzado sobre la calzada. Una máquina quitanieves del Servicio Territorial de Fomento de la Junta de Castilla y León tuvo que remolcarlo. Una vez abierto se hizo necesario el uso de cadenas para los turismos, hasta que se volvió a limpiar de nieve la carretera.

También en la N-603 se interrumpió de forma temporal la circulación de camiones, mientras unas máquinas quitanieves limpiaban la sal acumulada en la carretera a la altura de El Portachuelo.

También el aumento de los caudales de ríos y arroyos generaron algunas balsas, que complicaron la circulación. Así ocurrió en la carretera entre Cantalejo y Sebúlcor. Las previsiones apuntan a que hoy miércoles apenas se registren precipitaciones, si bien las lluvias regresarán mañana jueves.